ANTHONY FAUCI

Dr. Anthony Fauci: “El enemigo es el virus, no hay tiempo para peleas políticas”

Donald Trump no termina de entender por qué su popularidad no es tan alta como la del científico jefe del equipo especial contra el coronavirus de la Casa Blanca, Anthony Fauci.

“Él tiene esta alta aprobación, entonces ¿por qué yo no la tengo? Es llamativo”, llegó a decir el presidente esta semana.

No era el primer dardo que le llegaba a Fauci desde el gobierno, pero el mayor experto en enfermedades infecciosas en el país y principal epidemiólogo de la Casa Blanca trata de mantenerse alejado de ese tipo de controversias a las que califica de una distracción del real problema: la pandemia de covid-19.

“Solo me enfoco en mi trabajo”, le dijo a la BBC en más de una oportunidad en esta entrevista en la que evitó polemizar con la Casa Blanca.

Y sin ánimo de entrar en controversia con nadie, explicó los motivos que, según él, llevaron a Estados Unidos a un repunte en sus contagios confirmados por día y enumeró cinco elementos fundamentales que la población debe cumplir para que empiece a aplanarse la curva de infecciones.

Podemos empezar comentando acerca de las cifras de contagios y muertes en Estados Unidos.

Cuando miras la dinámica de las curvas de infección en nuestro país, nosotros subimos mucho cuando el área metropolitana de Nueva York era el epicentro del brote.

Luego las curvas comenzaron a descender de vuelta, pero no como sucedió en otros países, particularmente de la Unión Europea e incluso Reino Unido. Nunca llegamos a descender a un punto realmente bajo, nosotros nos mantuvimos alrededor de 20.000 casos por día. Y nos mantuvimos así por algunas semanas.

Lo que pasó después, cuando levantamos algunas restricciones con el objetivo de reactivar la economía, en ciertas regiones del país como algunos estados del sur como Florida, Texas, Arizona o el sur de California empezaron a sufrir contagios. Entonces la base pasó de 20.000 casos diarios, a 30.000, 40.000, 50.000, 60.000 e incluso 70.000 pacientes diarios.

Las muertes, que habían bajado, comenzaron a subir y ahora tenemos 1.000 fallecimientos por día aproximadamente.

Todavía tenemos un número muy considerable de nuevos casos, entonces estamos tratando de controlar esto, empezando a aplanar la curva. Pero nuestra preocupación es que otros estados en otras regiones parecen empezar a atravesar lo que pasaron los estados del sur.

Son 12 estados en EE.UU. reportan más de 100.000 casos al momento. Claramente es un balance muy difícil, además la emergencia de salud es global. Me pregunto qué es lo que cree que se pudo haber hecho diferente.

Lo que intentamos hacer, y tengo esperanza de que tengamos éxito finalmente, es agrupar lineamientos que trabajamos con el equipo especial de coronavirus de la Casa Blanca. Estos lineamientos, que tendrían que ser utilizados por los estados, esencialmente una guía paso a paso para una apertura cuidadosa y prudente de las restricciones.

Uno de los problemas que sucedió que algunos estados, no los voy a mencionar, no hicieron esta apertura paso a paso cuando vieron un descenso en el número de casos consistente en cierto periodo de días.

Si esto se hace de manera exitosa, vas a la fase 1 por un tiempo, luego pasas a la segunda y la tercera. Lo que pasó en algunos estados es que saltaron algunos de los hitos de control y pasaron a la siguiente fase, lo que produjo en los hechos un rebrote de los casos.

En otros lugares, los estados intentaron realizar este proceso adecuadamente, sin embargo hubo poblaciones que no siguieron las recomendaciones de evitar aglomeraciones, usar máscaras y mantener el distanciamiento social y eso produjo también brotes nuevos.

Fauci: EE.UU. no debe preocuparse por “segunda” ola de coronavirus porque aún está en la primera

El doctor Anthony Fauci, el máximo experto de la Casa Blanca en enfermedades infecciosas, dijo este jueves que “desafortunadamente” Estados Unidos está aún en la primera oleada de coronavirus y -de momento- no tiene que preocuparse por una segunda.

Aunque estados como Nueva York -que llegó a ser el epicentro mundial de la pandemia- han visto una buena disminución de sus cifras y ya han empezado a flexibilizar sus medidas de contención del virus, otros han aumentado el número de hospitalizaciones.

“Cuando hablamos de oleadas, tendríamos que decir que [los casos, las hospitalizaciones, la tasa de pruebas positivas] descienden como ha ocurrido en algunos países. No se puede hablar de una segunda ola en el verano [en Estados Unidos] porque todavía estamos en la primera ola”, dijo a The Washington Post el director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas.

Para Fauci, la primera oleada ya ha sido bastante mala. “En Estados Unidos ha habido 120,000 muertos y más de dos millones de infecciones“, recordó. “Me gustaría ver que se reduzca a prácticamente a nada antes de comenzar a discutir una segunda ola. Todavía estamos en la primera ola. Centrémonos en salir de esta”, agregó.

El experto también habló de retomar los mítines políticos y las manifestaciones multitudinarias. Consideró que aumentan el riesgo independientemente de la razón que las convoque y del lugar en el que se celebran. Agregó que, si no se pueden evitar las aglomeraciones, hay que llevar máscara.

“Esto terminará y estará a nuestro alcance terminarlo desde el punto de vista de la salud pública y, con suerte, dentro de un tiempo razonable con los avances científicos que nos brindan […] vacunas y terapia. Pero todos estamos juntos en esto”, dijo Fauci para tratar de concienciar a las personas de la responsabilidad individual de cada una.

Dr. Fauci advierte que pesadilla por Coronavirus no ha terminado

Además de calificar la pandemia de coronavirus como su peor pesadilla, el Dr. Anthony Fauci advirtió que este problema de salud pública no ha terminado, por lo que alertó a mantener los cuidados sugeridos en medio de la reapertura económica de los Estados Unidos.

“En un período de cuatro meses, ha devastado el mundo entero”, reconoció el Dr. Fauci en un evento de biotecnología celebrada por la Organización de Innovación en Biotecnología, reportó The New York Times“Y aún no ha terminado”.

En EE.UU. las tendencias de contagios se están modificando, pues 22 estados enfrentan casos a la alza, pero 20 han visto disminuciones en los últimos días, mientras el resto se mantiene estable.

Las cifras en el país no bajan y, de hecho, se aproximan a los dos millones de contagios, además de sumar más de 111,000 muertos.

Nueva Jersey, uno de los estados más afectados con 167,135 casos y 12,363 muertes, retiró este martes la cuarentena, aunque su tasa de contagios ha ido a la baja al mantenerse en poco más de 200 diarios, lejos de los 3,000 de hace un mes.

El estado epicentro de la pandemia en el país, Nueva York, implementó sus primeras fases de reapertura para negocios no esenciales con 400,449 casos y 30,579 muertes, aunque su tasa de contagios se mantiene por encima de 600 diarios, según datos de la Universidad Johns Hopkins.

Uno de los estados con los mayores picos en casos nuevos es Florida, ya que ha aumentado un promedio de aproximadamente 46% durante la semana pasada, justo cuando la mayoría de la entidad entró en una segunda fase de reapertura.

El Dr. Fauci indicó que el COVID-19 tomó por sorpresa a todos los gobiernos y todavía podría ofrecer nueva ola de contagios, debido a reaperturas económicas.

Fauci advierte de las consecuencias “realmente graves” si se reabre la economía demasiado rápido

El Dr. Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de EE.UU., advirtió que “las consecuencias podrían ser realmente graves” si las ciudades y los estados reabrieran la economía demasiado rápido. 

Más infecciones de COVID-19 son inevitables a medida que las personas comienzan a reunirse nuevamente, pero lo preparadas que estén las comunidades para eliminar esas chispas determinará qué tan grave es el rebote, dijo Fauci a la Comisión de Salud, Trabajo y Pensiones del Senado. 

“No hay duda, incluso en las mejores circunstancias, cuando retires la mitigación verás aparecer algunos casos”, indicó Fauci.

 El Dr. Fauci advirtió que, si bien el gobierno federal está trabajando para ayudar a fabricar una vacuna contra el nuevo coronavirus, su desarrollo “podría tomar algún tiempo” para salir al mercado.

El reconocido científico añadió que se están desarrollando ocho vacunas contra el coronavirus en Estados Unidos. “Si tenemos éxito”, dijo, “esperamos saber eso a fines del otoño, principios del invierno”.

Sin embargo, recalcó, es “un poco un puente que está demasiado lejos” para millones de estudiantes que regresarían a las universidades en todo el país en agosto y septiembre, y deberían ser vacunados antes de asistir a clases nuevamente.

Como resultado, Fauci dijo a la Comisión de Salud del Senado en un testimonio preparado, que los esfuerzos de la nación para combatir el virus en una fecha límite y la enfermedad que genera, COVID-19, deben “centrarse en las prácticas comprobadas de contención y mitigación de salud pública”.

Se trata de la primera audiencia del Senado con testigos y el presidente de la comisión en forma remota debido a la pandemia.

Fauci, quien está en cuarentena por haber estado en contacto con un funcionario de la Casa Blanca que dio positivo a la COVID-19, dijo a la comisión de Salud del Senado que los estados no deberían seguir adelante sin cumplir primero con las pautas de la administración que establecen 14 días de casos en declive. “Si nos saltamos los puntos de control (…) corremos el riesgo de múltiples brotes en todo el país”, dijo Fauci.

“Esto no solo resultará en sufrimiento y muerte innecesarios, sino que en realidad nos retrasará en nuestra búsqueda de volver a la normalidad”, agregó.

Asimismo, el experto en enfermedades infecciosas reconoció que la cifra real de muertos en el país en estos momentos, probablemente sea superior a los más de 80.000 que indican los datos oficiales, debido a que la gravedad de la situación en algunas regiones, “como Nueva York”, ha impedido a las autoridades realizar un conteo preciso.

Fauci testificó el martes en el Senado, controlado por los republicanos, después de que la Casa Blanca impidiera que el experto en enfermedades infecciosas, de 79 años, testificara ante un panel de la Cámara de Representantes controlado por los demócratas, llamándolo “contraproducente.”

“Todos los caminos de regreso al trabajo y de regreso a la escuela pasan por pruebas y lo que nuestro país ha hecho hasta ahora en las pruebas es impresionante, pero no lo suficiente”, dijo Lamar Alexander, presidente republicano de la comisión del Senado, en un comunicado de apertura en la audiencia el martes.

Alexander está en cuarentena en su estado natal de Tennessee durante 14 días después de que un miembro de su personal dio positivo. Alexander presidió la audiencia virtualmente.

La FDA trabaja para cerrar brecha

Stephen Hahn, comisionado de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés), quien también testificó en forma remota, dijo que la agencia está trabajando para cerrar la brecha entre ahora y cuando una vacuna podría estar disponible a través de la terapéutica.

El objetivo, apuntó, es acelerar el desarrollo y la revisión de medicamentos antivirales y de anticuerpos, así como productos de plasma convalecientes.

Hahn dijo que la agencia ha creado un programa de emergencia para llevar a cabo tales revisiones y está utilizando “todas las autoridades y flexibilidad disponibles que sean apropiadas”.