Biden anuncia la compra y donación de 500 millones de vacunas al mundo “no se pedirá nada a cambio”

El presidente estadounidense, Joe Biden, afirmó este jueves que Estados Unidos no pedirá nada a cambio por las vacunas contra la covid-19 que donará a otros países.

Joe Biden anunció formalmente la compra y donación por parte de EE.UU. de 500 millones de vacunas a la farmacéutica Pfizer para entregarlas a países de bajos ingresos, en declaraciones a la prensa que le acompaña en Cornualles, en el suroeste del Reino Unido, donde asistirá a la cumbre del G7.

“Nuestras donaciones de vacunas no incluyen presiones para favores o posibles concesiones”, dijo el presidente, quien agregó que EE.UU. lo está haciendo para salvar vidas, “para acabar esto, eso es, punto”.

El mandatario indicó que su Gobierno ha adoptado esta medida porque es “su responsabilidad” y tiene “la obligación humanitaria” de salvar todas las vidas que pueda.

Indicó que mientras la pandemia continúe todavía existe el riesgo de que haya nuevas mutaciones y recordó su impacto en el crecimiento de la economía global, el aumento de la inestabilidad y el debilitamiento de los Gobiernos.

Estados Unidos quiere ser el arsenal de las vacunas en la lucha contra la covid-19, como cuando fue el arsenal de la democracia durante la II Guerra Mundial”, remarcó.

Biden aseguró que esta es la mayor compra individual y donación de vacunas de covid-19 jamás hecha por un país.

EE.UU. comenzará a mandar las dosis en agosto, para que 200 millones de vacunas estén ya entregadas hacia finales de este año y el resto en la primera mitad de 2022.

Las vacunas será distribuidas a través del mecanismo COVAX, promovido por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Pfizer producirá las dosis en varias de sus plantas en Estados Unidos, como la de Kalamazoo (Michigan), MacPherson (Kansas), Chesterfield (Misuri) y Andover (Massachusetts).

Biden ofreció estas declaraciones tras reunirse este jueves en Carbis Bay, en Cornualles, con el primer ministro británico, Boris Johnson.

Las vacunas, el cambio climático y la nueva Carta del Atlántico, suscrita por los dos responsables hoy, fueron algunos temas que abordaron en la reunión.

El Reino Unido es la primera escala de la gira internacional de Biden -su primer viaje al extranjero desde que es presidente-, que le llevará también a Bruselas y a Ginebra.

Biden revoca medida de Trump que prohibía entrada a familiares de ciudadanos o residentes permanentes

El presidente Joe Biden firmó este miércoles una proclama para dejar sin efecto otra con la que el expresidente Donald Trump que suspendió la entrada de trabajadores temporales, beneficiarios de la lotería de visas de diversidad, solicitantes de green cards y familiares de residentes y ciudadanos estadounidenses.

Biden dijo en un comunicado que la Proclamación 10014 de Trump “no promueve los intereses de Estados Unidos” sino que “por el contrario, perjudica a los Estados Unidos, incluso al impedir que ciertos dependientes inmediatos de ciudadanos estadounidenses y residentes legales permanentes se unan a sus familias en territorio estadounidense”.

El mandatario considera que la directriz que su predecesor impuso en abril de 2020 y extendió en dos ocasiones “también perjudica a las empresas estadounidenses que utilizan talentos de todo el mundo, y a las personas que fueron seleccionadas para recibir o han recibido visas de inmigrante a través de la Lotería de Visas del Año Fiscal 2020”. Además, según sus propias palabras “presenta un riesgo para el mercado laboral del país“.

La orden del exmandatario no solo prohibía la entrada de extranjeros sino que también suspendía los trámites consulares en las embajadas estadounidenses de todo el mundo y frenó la entrada de miles de extranjeros que habían obtenido una de las llamadas visas de diversidad. Estos últimos no podían tramitar y conseguir su visa para viajar a Estados Unidos y corrían el riesgo de “perder su oportunidad de cumplir su sueño en Estados Unidos“.

Biden también ha ordenado a los secretarios de Estado, de Trabajo y de Seguridad Nacional que revisen “cualquier reglamento, orden, política y cualquier otra acción similar desarrollada de conformidad con la Proclamación 10014”.

Joe Biden: “Ahora es el momento curar el alma de América”

El presidente electo Joe Biden abrió su discurso en Wilmington, Delaware, ayer sábado en la noche diciendo que el pueblo estadounidense había dejado en claro su elección.

“El pueblo de esta nación ha dicho que nos ha entregado una victoria clara, una victoria convincente, una victoria para nosotros, el pueblo”, dijo.

“Hemos ganado con la mayor cantidad de votos emitidos en una candidatura presidencial en la historia de la nación”, agregó. “74 millones”.

Biden dijo que estaba sorprendido por la celebración en las calles de todo el país, calificándola de “un torrente de alegría, de esperanza, fe renovada en el mañana para traer otro día. Me siento honrado por la confianza que han depositado en mí”, agregó.

El presidente electo prometió este sábado que buscará ser un mandatario que “una” al país, en vez de “dividirlo”, y que trabajará para ganarse la confianza de todos los estadounidenses, incluso de los que no le votaron.

“Ahora, para todos los que votaron por el presidente Trump, entiendo su decepción esta noche. He perdido un par de veces, pero ahora démosnos una oportunidad”, dijo Biden.

El exvicepresidente dijo que era hora de que ambas partes “se vuelvan a escuchar”.

“Es hora de dejar de lado la retórica dura, bajar la temperatura, volver a vernos, escucharnos de nuevo, y para avanzar, tenemos que dejar de tratar a nuestros oponentes como nuestros enemigos. Ellos no son nuestros enemigos. Son estadounidenses”, dijo Biden.

Biden terminó su discurso a la nación diciendo: “Con corazones llenos y manos firmes, con fe en Estados Unidos y en los demás, con amor a la patria y sed de justicia, seamos el país que sabemos que podemos ser”.