CONMEMORACIÓN 9/11

Biden pide “demostrar que las democracias funcionan” al conmemorar el 20 aniversario del 9/11

El presidente Joe Biden confió este sábado en que su país pueda “demostrar que las democracias funcionan” y volvió a defender la retirada de Afganistán, con motivo del vigésimo aniversario de los atentados del 11 de septiembre.

Biden no pronunció ningún discurso en los actos con motivo del 9/11 en los que participó, tanto en Nueva York como en Shanksville, Pennsylvania, pero sí hizo algunos comentarios en declaraciones a periodistas después de visitar una estación de bomberos en esa segunda localidad.

El mandatario describió como “verdaderamente bueno” el discurso que había dado poco antes en Shanksville el expresidente republicano George W. Bush (2001-2009), quien comparó el “espíritu infame” de los terroristas del 9/11 con el de los extremistas violentos que provocaron el asalto al Capitolio el pasado enero.

Biden subrayó la importancia de avanzar hacia la unidad en un momento de latentes tensiones en el país tras el mandato de Donald Trump (2017-2021), y reveló que, durante su visita a la estación de bomberos en Shanksville, se había hecho fotos con voluntarios que llevaban gorras como señal de apoyo a ese polémico expresidente.

“En los próximos cuatro, cinco, seis o diez años, ¿vamos a demostrar que las democracias pueden funcionar, o no?”, preguntó Biden.

Aseguró que los líderes autoritarios piensan que ellos son los únicos que pueden tener éxito, y dijo que lo había comprobado en sus conversaciones con los presidentes de China, Xi Jinping; y Rusia, Vladímir Putin.

“Creo que realmente podemos, de hecho, liderar con el poder de nuestro ejemplo de nuevo”, continuó Biden.

Opinó que el resto del mundo pensaba que los estadounidenses “no hablaban entre sí” y ahora está sorprendido por la aprobación en Estados Unidos de planes de estímulo económico que “muestran un verdadero respeto” por la clase media.

También criticó a Trump por haber afirmado que si el que fuera general confederado -del bando perdedor y defensor de la esclavitud- en la guerra civil de Estados Unidos, Robert Lee, hubiera batallado en la guerra de Afganistán, los estadounidenses habrían ganado.

Biden lamentó el tono amargo del debate político sobre el tema y volvió a defender la retirada de las tropas estadounidenses de Afganistán, completada poco antes del vigésimo aniversario del 9/11 y que derivó en caos y violencia después de que los talibanes tomaran el control de Kabul.

“¿Podría volver Al Qaeda? Sí. Pero adivinen qué: ya ha vuelto en otras partes. ¿Cuál es entonces la estrategia? ¿Vamos a invadir y hacer que nuestras tropas se queden en todos los lugares donde hay presencia de Al Qaeda? Venga ya”, zanjó.

Biden insistió en que el caos de la retirada en el aeropuerto de Kabul era inevitable: “Si estuviéramos en Tayikistán y lleváramos un (avión) C-130 y dijéramos que vamos a dejar que quienes nos hubieran apoyado se suban a este avión, también habría gente aferrada al tren de aterrizaje”.

Tampoco se mostró preocupado por su ligera pérdida de popularidad en Estados Unidos, donde el 49 % de la población aprueba su gestión, según Gallup: “Soy un chico grande. Llevo haciendo esto mucho tiempo”, contestó.

Pandemia del COVID-19 altera conmemoración del fatídico 11 de septiembre de 2001

Los estadounidenses están conmemorando este viernes 11 de septiembre 19 año de los ataques terroristas contra las torres gemelas y el pentágono, con ceremonias que han sido alteradas por las precauciones contra el coronavirus y en medio de la campaña presidencial, atrayendo tanto al presidente Donald Trump como al contendiente demócrata Joe Biden a presentar sus respetos en el mismo monumento sin cruzarse de caminos.

En Nueva York, una disputa sobre las precauciones de seguridad contra el coronavirus provoca una recordación dividida de este día, una en la plaza conmemorativa del 11 de septiembre en el World Trade Center y otra en una esquina cercana.

La ceremonia en el Pentágono se restringió a tal punto que ni siquiera las familias de las víctimas pueden concurrir, aunque grupos pequeños si visita el monumento allí más tarde ese mismo día.

El presidente Donald Trump y el candidato Biden se dirigen, en diferentes momentos, al Monumento Nacional del Vuelo 93 cerca de Shanksville, Pensilvania.

Trump hablará en una ceremonia de la mañana, dijo la Casa Blanca. Biden planea presentar sus respetos allí por la tarde después de asistir a la celebración en el memorial del 11 de septiembre en Nueva York.

Mientras tanto, el vicepresidente Mike Pence estará en la zona cero, y luego en la ceremonia alternativa a unas pocas cuadras de distancia.

Pese a la pandemia, las familias del 11 de septiembre dicen que es importante que la nación se detenga y recuerde los ataques con aviones secuestrados que mataron a casi 3,000 personas en las Torres Gemelas, en el Pentágono y cerca de Shanksville, Pensilvania, el 11 de septiembre de 2001, lo que cambió la política estadounidense, las percepciones de seguridad y la vida diaria en lugares desde aeropuertos hasta edificios de oficinas.

“Sé que el corazón de Estados Unidos late el 11 de septiembre y, por supuesto, piensa en ese trágico día. No creo que la gente se olvide”, dice Anthoula Katsimatides, quien perdió a su hermano John y ahora está en la junta del Museo y Memorial Nacional del 11 de septiembre.

El viernes marcará la segunda vez que Trump observa el aniversario del 11 de septiembre en el memorial del vuelo 93, donde hizo comentarios en 2018. Biden habló en la dedicación del memorial en 2011, cuando era vicepresidente.