CRISIS ECONÓMICA

Estados Unidos vive su mayor ola de grandes bancarrotas en una década

Más de 400 grandes empresas se han declarado en bancarrota en EE.UU. desde que comenzó el año, el peor dato en una década debido a la pandemia de COVID-19, con miles de millones de dólares comprometidos de diferentes sectores, un terremoto económico que no da señales de amainar, según los analistas.

“Las bancarrotas han impactado en un amplio rango de sectores este 2020 en medio de la pandemia de coronavirus, pero las industrias centradas en el consumidor han sido perjudicadas desproporcionadamente”, indicó la firma S&P Global Market Intelligence en un informe que abarca empresas cotizadas con activos o deuda superiores a 2 millones de dólares y 10 millones en el caso de las privadas.

Sus analistas, Tayyeba Irum y Chris Hudgins, cifraban en 424 esas grandes bancarrotas acumuladas al comienzo de esta semana, “lo que excede el número de tramitaciones en ese periodo comparable desde 2010” por la aguda contracción de la economía.

Hasta finales de julio, más de 4.200 empresas comerciales de todos los tamaños se habían acogido a la bancarrota

Hay varios tipos de bancarrota según la ley estadounidense y las empresas comerciales generalmente se acogen al Capítulo 11, que les permite seguir operando con un plan de reestructuración de deuda que debe ser aprobado por los acreedores, aunque otras optan por liquidar sus activos y cerrar establecimientos para saldar el pasivo.

En total, según el American Bankruptcy Institute, la mayor asociación de profesionales de la bancarrota, que informa a los legisladores, hasta finales de julio más de 4.200 empresas comerciales de todos los tamaños se habían acogido a la bancarrota del Capítulo 11, y su directora ejecutiva, Amy Quackenboss, consideró que habrá un “incremento en los próximos meses”.

La plataforma BankruptcyData, que se atribuye la base de datos más amplia, señala que hasta ahora 46 firmas han declarado deudas superiores a 1.000 millones de dólares, algo más grave que en las dos últimas recesiones: a estas alturas en 2009 hubo 40 compañías tan endeudadas en su momento de bancarrota y en 2002 solo 25, lo que supondría la mayor magnitud “de todos los tiempos”.

El consejero delegado de New Generation Research, James Hammond, que gestiona esa plataforma, sostuvo en entrevista con Efe que “el ‘shock’ de demanda generado por los confinamientos ha acelerado las cosas” y hoy en día se escucha hablar de las cadenas de tiendas y restaurantes quebrados, pero también van a empezar a verse organizaciones sin ánimo de lucro, universidades, museos u hospitales.

Algunas de esas firmas ya tenían problemas antes de la COVID-19 y su llegada no hizo más que acelerar el proceso, sobre todo para las que requerían presencia física, como el comercio minorista, pero los expertos apuntan que la tendencia va a continuar por su debilidad y pese a los préstamos del Gobierno de EE.UU para proteger el pago de nóminas.

Minoristas y restaurantes, los más impactados

Con más de 100 grandes compañías en bancarrota, el sector más impactado es el consumo discrecional, según el informe, lo que engloba una veintena de minoristas con nombres históricos como Brooks Brothers, la marca de ropa más veterana del país; Lord & Taylor, que tenía los grandes almacenes más antiguos; y marcas populares como J.Crew o Ann Taylor.

Probablemente la debacle minorista más visible es la tienda de lujo por departamentos Neiman Marcus, que hace poco más de un año abría un establecimiento de 20.000 metros cuadrados en el centro comercial del exclusivo barrio de Hudson Yards, en Nueva York, y tras el parón provocado por la pandemia ha decidido dejarlo vacío.

Las empresas de construcción, inmobiliarias y las sanitarias y médicas se encuentran entre las más perjudicadas

“Los clientes están y seguirán comprando de manera diferente respecto a antes de la pandemia”, anticipó un portavoz de estos conocidos grandes almacenes de moda, que soportaban una deuda superior a 5.000 millones de dólares cuando se acogieron a la Ley de Bancarrotas, a principios de mayo.

Otras “víctimas” de la ola pertenecen a la restauración, como NPC International, que opera las franquicias de Pizza Hut y Wendy’s, afectado por el cierre de establecimientos y, como en Nueva York, por la ausencia del turismo, un problema que ha asfixiado a gran parte de locales comerciales de Manhattan.

Los siguientes sectores son el industrial y energético, que abarcan juntos otras 100 grandes empresas quebradas entre las que destaca Hertz, especializada en alquiler de vehículos, con unos 24.000 millones de deuda, y Chesapeake Energy, la pionera de la técnica del “fracking”, con casi 12.000 millones de pasivo.

Para BankrupcyData, las empresas de construcción e inmobiliarias están también entre las más perjudicadas, así como las sanitarias y médicas, ya que “los hospitales son duros de gestionar en buenos tiempos, pero si les quitas las cirugías electivas y añades el miedo a ir, hay un ‘shock’ de demanda en sí mismo”, agregó Hammond.

Un futuro sombrío

Según la firma Stifel, los cierres de tiendas sumados a la “migración” a la compra ‘online’ han contribuido a los apuros de los minoristas, que pueden contagiar a empresas “expuestas” a su deuda, mientras que la “caída sin precedentes en la demanda de energía” también hace prever más bancarrotas en esa industria.

Mientras se incrementan las solicitudes de préstamos para evitar despidos, un “dinero que ayudó a las empresas durante unos meses pero no lo suficiente, ya que la actividad de los consumidores simplemente no está ahí. Hay mucho miedo del virus, que sigue dejando huella en los estados”, dijo Ben Schlafman, jefe de operaciones de New Generation Research.

La Federación Nacional de Minoristas (NRF) de EE.UU., que destaca que su sector emplea a uno de cada cuatro estadounidenses y contribuye 3,9 billones de dólares al PIB, ha lanzado una campaña para apoyar a las firmas y reclamar al Congreso un nuevo paquete de estímulo fiscal que permita “proteger a trabajadores y clientes” .

“El optimismo sobre la economía y el gasto en el sector minorista está poniéndose a prueba cada día con la propagación del coronavirus”, dijo en una nota el economista jefe de la NRF, Jack Kleinhenz.”El tiempo dirá, pero la conclusión es que la economía está lejos de salir fuera de peligro”, dijo.

La pandemia afecta económicamete a medios en EEUU

Tribune Publishing Company, propietaria de algunos de los periódicos con más historia en el periodismo estadounidense, dijo el miércoles que está cerrando las salas de redacción de cinco de ellos, incluyendo la del Daily News en Nueva York y The Capital Gazette en Annapolis, Maryland.
La compañía informó que los periódicos —también el Orlando Sentinel en Florida, The Morning Call en Allentown, Pensilvania, y el Carroll County Times, en Maryland— continuarán en circulación y los empleados seguirán trabajando desde casa como lo han hecho durante la pandemia de coronavirus.

Se les dijo a los empleados que laborarán en casa hasta por lo menos enero de 2021.

“Al ir avanzando a través de la pandemia y conforme cambien las necesidades, reconsideraremos nuestras necesidades de oficinas físicas”, dijo en un correo electrónico Max Reinsdorf, portavoz de la compañía con sede en Chicago”. “Mantendremos informados a los empleados sobre las decisiones que se tomen”.

El Daily News, alguna vez el periódico de mayor circulación en el país, enfrenta problemas financieros desde hace años, y en 2007 fue vendido a The Tribune Publishing Company en 1 dólar por el empresario de bienes raíces y magnate de medios de Nueva York, Mortimer B. Zuckerman. El nuevo propietario redujo a la mitad al personal de la sala de redacción.

Las oficinas de ese diario, ubicadas en 4 New York Plaza, en Manhattan, serán cerradas formalmente a partir del miércoles y el personal tendrá hasta el 30 de octubre para retirar sus pertenencias, dijo un ejecutivo de recursos humanos del Daily News en una carta dirigida a los empleados y obtenida por The Associated Press.

“Sin un panorama claro de una fecha para regresar a trabajar, y mientras la compañía evalúa sus necesidades de bienes raíces ante las condiciones sanitarias y económicas causadas por la pandemia, hemos adoptado la difícil decisión de cerrar la oficina de manera permanente”, dijo Reinsdorf, refiriéndose al Daily News en un comunicado sobre los cierres de las salas de redacción.
The Capital Gazette, en la capital de Maryland, se había cambiado a su actual sala de redacción aproximadamente un año después del ataque a tiros en junio de 2018 en el que un sujeto armado con un historial de acoso a reporteros de ese periódico mató a cinco empleados. Antes, el personal del periódico trabajó casi un año en una sala de redacción temporal en la oficina de Capital News Service, de la Universidad de Maryland, en Annapolis.

En un documento presentado el 8 de junio ante la Comisión de Bolsa y Valores (SEC, por sus siglas en inglés) dijo que había retenido tres meses de pagos de alquiler de “una mayoría de sus instalaciones y solicitó a los arrendadores una disminución en la renta en varias formas”, incluidas terminaciones del arriendo, informó el jueves el Orlando Sentinel.
Tribune Publishing Company también publica el Chicago Tribune, The Baltimore Sun, el Daily Press y The Virginian-Pilot, ambos de Virginia, así como el Hartford Courant.

Cayeron en 84% los viajes de taxis en Nueva York, el Coronavirus destruyó a esa industria

Los iconográficos taxistas de NYC dicen que están llegando a su punto de quiebre, ya que la pandemia de COVID-19 ha tenido un efecto catastrófico en un negocio que ya venía en picada por el surgimiento de opciones de transporte que operan con aplicaciones telefónicas.

Con muchos conductores aún ahogados por la crisis que devaluó los medallones, la pandemia no sólo ha matado a más de 60 conductores y enfermado a muchos otros, sino que su impacto económico ha sido muy severo.

La Comisión de Taxis y Limusinas (TLC) informó que los viajes cayeron hasta 84% desde que empezó la pandemia.

“Estamos terminados, hemos sido destruidos”, dijo Mouhamadou Aliyu, un taxista de la ciudad, a Fox News.

Si bien hubo un ligero aumento en los viajes en taxi en junio, todavía han disminuido en más del 70% en comparación con antes de la pandemia.

“Hay una crisis real en toda esta industria”, dijo Bhairavi Desai, fundadora de la Alianza de Trabajadores de Taxi de Nueva York (NYTWA), que representa a miles de taxistas amarillos y verdes, así como a los conductores de Uber, Lyft y Via.

Según la Alianza, los que más sufren son los conductores propietarios de un medallón clásico de taxi amarillo de la TLC, quienes deben miles de dólares en préstamos bancarios.

Desai dice que la ciudad debería intervenir en nombre de ellos y alentar a los bancos a reducir la deuda.

“La mayoría de los prestamistas, con la excepción de PenFed, están trabajando con sus prestatarios; y la TLC y nuestro Centro de Recursos para Conductores han tenido éxito en ayudar a los propietarios a alcanzar mejores condiciones de endeudamiento”, dijo la Comisión en un comunicado.

El alcalde Bill de Blasio ha dicho que la ciudad no tiene los medios financieros para rescatar a los taxistas, pero reiteró su creencia de que el gobierno federal debería intervenir para ayudar.

Millones de personas pierden el beneficio por desempleo tras el fracaso de negociaciones en el Senado

Aproximadamente 30 millones de estadounidenses perdieron su beneficio de desempleo semanal de 600 dólares. Demócratas y republicanos fracasaron el jueves en sus negociaciones para aprobar una extensión de estos pagos. La pérdida de este ingreso es dramática debido a la fuerte recesión que vive el país provocada por la pandemia de coronavirus y que ya ha llevado a la mayor caída en la producción económica de Estados Unidos.

El Senado no llegó a un acuerdo para aprobar un nuevo proyecto de ley de ayuda para paliar la crisis, lo que significa que la mayoría de los estadounidenses sin trabajo pasarán a recibir 330 dólares semanales a medida que expiren los beneficios de emergencia por desempleo.

La inacción del Senado se produce cuando las nuevas solicitudes de desempleo han vuelto a aumentar, numerosos negocios echan el cierre y casi 30 millones de estadounidenses revelaron en una encuesta que no tuvieron sufiente comida la semana pasada. El jueves fue el cuarto día consecutivo que Estados Unidos reportó más de 1,000 muertes por coronavirus y casi 70,000 contagios.

Mientras tanto, la Casa Blanca y algunos de sus aliados republicanos en el Senado señalaron el jueves que quieren extender, al menos de manera temporal, un subsidio adicional por desempleo de 600 dólares a la semana que ha mantenido a las familias y a la economía a flote durante la pandemia. La propuesta parece llegar demasiado tarde. Los republicanos han tratado de reducir el subsidio adicional por desempleo en el próximo paquete de ayuda por la pandemia, pero el presidente, Donald Trump, y algunos senadores republicanos sugirieron que podrían aceptar mantener el beneficio en 600 dólares por ahora. Se tienen previstas negociaciones nocturnas en el Capitolio. “Queremos una prórroga temporal del subsidios por desempleo mejorado”, dijo Trump en la Casa Blanca.

“Esto brindará un remedio crucial para los estadounidenses que perdieron sus empleos a causa de la pandemia, no por su culpa”. “Tiene que ser substancial”, añadió. Sin embargo, los demócratas han rechazado un enfoque por partes, señalando que la próxima propuesta de ayuda necesita ser un paquete completo. Antes de que Trump hablara, el principal republicano en el Senado, Mitch McConnell, levantó la sesión en la Cámara por el fin de semana, al tiempo que tomó una medida procesal que podría permitir una votación sobre un posible acuerdo la próxima semana.

Hasta ahora, las negociaciones han logrado pocos avances. “No soy muy optimista sobre que tendremos cualquier clase de acuerdo en un proyecto integral en el futuro cercano”, dijo Mark Meadows, jefe de despacho de la Casa Blanca. Señaló que incluso dudaba de que se pudiera alcanzar un acuerdo la próxima semana. Las negociaciones sobre el paquete de ayuda están estancadas con pocas razones para tener optimismo pese a un amplio acuerdo entre los principales maniobreros de que el Congreso debe aprobar más ayuda en los próximos días y semanas.

EEUU: 1.4 millones de personas solicitaron seguro de desempleo en una semana

El número de personas que han solicitado seguros de desempleo por primera vez aumentó por segunda semana consecutiva, de acuerdo con CNN.

Cerca de 1.4 millones de personas presentaron solicitudes de desempleo la semana pasada, que son 12,000 más que el nivel de la semana anterior.

Estos datos llegaron el mismo día en que un informe mostró que la economía de los EE.UU. se contrajo a una tasa anual de 32.9% de abril a junio, la cual es su peor caída registrada.

El dato también llega en un momento en que el Congreso aún está debatiendo si debe proporcionar más apoyos económicos al país, incluyendo beneficios de desempleo y otra ronda de cheques estímulo para las personas elegibles.

Entre los beneficios extras de desempleo, se encuentra la entrega semanal de $600 dólares que se comenzaron a dar en el mes de marzo para proteger a los ciudadanos que tuvieron que abandonar sus trabajos a causa de los cierres de negocios provocados por la epidemia.

Este apoyo de $600 dólares expira oficialmente mañana, viernes 31 de julio, pero la mayoría de los desempleados ya dejaron de recibirlos desde la semana pasada.

La economía de EE.UU. sufre un golpe histórico y cae un 32,9% en el segundo trimestre

Récord para la histórica. Este término se ha convertido en un lugar común para los expertos al constatar que el PIB de Estados Unidos, la medida centrada en la producción de bienes y servicios, cayó un 9,5% intertrimestral durante el segundo trimestre de 2020, el momento cumbre del cierre de negocios por el impacto del coronavirus. En términos anuales, la economía estadounidense se contrajo un 32,9%.

El colapso carece de precedentes. Este es el mayor retroceso y el más rápido que EE.UU. que se ha registrado desde que el gobierno empezó a publicar este dato, después de la Segunda Guerra Mundial, en 1947. Este retroceso, a partir del comunicado del Departamento de Comercio, significa el barrido de más de cinco años de crecimiento.

Economía americana

Cinco años de crecimiento contrarrestados

Los especialistas habían previsto una caída todavía peor, del 34,6% entre abril y junio. Antes de la pandemia, la cifra negativa más alta que se había contabilizado era del 10% en 1958. La contracción más severa en un trimestre durante el apogeo de la Gran Recesión, en el trienio 2007-2009, trepó hasta el 8,4%, número que ilustra la profundidad del castigo causado por la pandemia.

La pérdida de más de 40 millones de puestos de trabajo y la bajada de persianas de los negocios en aquello primeros momentos de la crisis sanitaria afectaron al núcleo de los hogares. La cantidad de dinero que los consumidores gastaron se precipitó en un retroceso del 35%, según datos de Wall Street.

El consumo representa en torno al 70% de la actividad económica de Estados Unidos. Esta contracción sin precedentes supone el principal factor en el declive del PIB

Reserva Federal: la pandemia mundial comienza a pesar sobre recuperación económica de EEUU

El aumento en los casos de coronavirus en Estados Unidos y las restricciones destinadas a contenerlo han comenzado a pesar sobre la recuperación económica, dijo el miércoles el jefe de la Reserva Federal, apuntando a un aparente debilitamiento de los consumidores y una desaceleración en la recontratación de trabajadores, particularmente por pequeñas empresas.

“Hemos visto algunas señales en las últimas semanas de que el aumento en los casos del virus y las renovadas medidas para controlarlo están comenzando a pesar en la actividad económica”, dijo Jerome Powell, en una conferencia de prensa tras la publicación del último comunicado de política monetaria del banco central estadounidense.

El país “ha entrado en una nueva fase para contener el virus, que es esencial para proteger nuestra salud y nuestra economía”.

Los comentarios de Powell, realizados a través de una videoconferencia, confirmaron lo que muchos economistas y otros analistas han mantenido en las últimas semanas a medida que las infecciones por coronavirus estallaron en varios estados del sur y suroeste, atenuando las esperanzas de un rápido repunte económico.

El comunicado de la Fed del miércoles vinculó directamente la recuperación económica con la solución de una crisis de salud cuya dirección sigue siendo muy incierta. Más de 150.000 estadounidenses han muerto por COVID-19, la enfermedad respiratoria causada por el nuevo coronavirus.

“El camino de la economía dependerá significativamente del curso del virus”, dijo el Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC), el panel que fija la política monetaria del banco central.

La Fed reiteró su promesa de usar su “gama completa de herramientas” para apoyar a la economía estadounidense y mantener las tasas de interés cerca de cero el tiempo que sea necesario para recuperarse de la crisis provocada por el coronavirus.

“Tras unos fuertes declives, la actividad económica y el empleo han repuntado algo en los últimos meses, pero siguen muy por debajo de sus niveles al comienzo del año”, dijeron las autoridades del banco central al final de su última reunión de dos días.

Todos los integrantes del FOMC votaron en favor de dejar el rango objetivo de las tasas a corto plazo entre el 0% y el 0,25%, donde están desde el 15 de marzo, cuando el coronavirus empezó a afectar al país.

“El Comité espera mantener este rango objetivo hasta tener confianza en que la economía ha superado los recientes eventos y está en camino de lograr sus objetivos de máximo empleo y estabilidad de precios”, indicó el comunicado.

La Fed también dijo que continuará comprando mensualmente al menos 120 mil millones de dólares en bonos del Tesoro y activos respaldados por hipotecas para estabilizar los mercados financieros.

El organismo renovó su voto un día antes de un informe gubernamental que analistas esperan muestre una contracción récord de 34% en la producción económica anualizada el último trimestre, cuando las autoridades impusieron confinamientos que cerraron negocios y mantuvieron a las personas en casa en un intento por desacelerar la propagación del virus.

Ciudad de EE.UU emite en madera su propia moneda debido a la pandemia

Tenino se convirtió en una ciudad fantasma con sus negocios tratando sobrevivir a la pandemia del covid-19 por lo que sus autoridades revivieron una no convencional idea del siglo pasado: imprimir su propia moneda en finas placas de madera.

«No hay comercio, no hay ventas y las calles están muertas. Es lo mismo a las 3 PM que a las 3 AM», dijo Wayne Fournier, alcalde de esa ciudad de 1.800 habitantes del estado de Washington; al noroeste de Estados Unidos.

«Estábamos recibiendo muchas llamadas de empresas que nos decían no estar seguras de poder continuar», dijo a la AFP.

Como el museo de la ciudad tiene una impresora que data de los años 1890, la utilizaron para hacer 10.000 dólares en rectángulos de madera, cada uno con un valor nominal de 25 dólares.

El billete tiene una imagen del presidente George Washington y una expresión en latín que traducida al inglés significa: «Lo tenemos bajo control».

Ese dinero es entregado como subvención a residentes que demuestren que están siendo perjudicados por la pandemia. Cada uno puede recibir hasta 300 dólares mensuales.

Conocidos como «Dólares Tenino» o «Dólares COVID» o, incluso, como «Dólares Wayne», por el apellido del alcalde, los billetes son aceptados en casi todos los negocios de la ciudad a una tasa fija equivalente a casi un dólar.

Esa madera solo vale dentro de los límites de Tenino.

– Tiempos de desesperación –

La idea no es nueva. La ciudad la utilizó durante la aún peor devastación causada por la Gran Depresión de los años 1930.

La escasez de dólares en aquel tiempo, llevó a directivos de bancos de Tenino a imprimir dinero en corteza de picea.

«El concepto se hizo viral en los años 1930», dice Fournier y otras comunidades, empresas y cámaras de comercio lo emularon.

La atención de los medios provocó la curiosidad de inversores y a lo largo de los años la moneda de madera se tornó en objeto de colección a la venta en eBay y Amazon.

La versión contemporánea, al igual que su edición previa, apunta a tender una mano durante la crisis económica que ha provocado el cierre de negocios en todo el país.

«Es más que nada una promoción de la propia ciudad», dijo Chris Hamilton, gerente de la principal tienda de alimentos. «Mucha gente que llega a la ciudad ni siquiera sabía que existe Tenino y quiere conocer cómo es ese lugar que imprime su propia moneda», añade.

«Podrían detenerse un rato, comprar un helado o recorrer las calles y comer una hamburguesa», comenta.

Monedas complementarias similares existen en muchos lugares de Estados Unidos y Europa. No buscan reemplazar la moneda nacional sino apoyar a la economía local; lo cual es una clara diferencia en tanto las autoridades estadounidenses nunca ven con buenos ojos crear un billete que compita con el poderoso dolar.

El departamento del Tesoro rehusó hacer comentarios sobre su posición ante las monedas locales.

El sistema suizo WYR, creado en 1934, es considerado como la moneda local más antigua del mundo, y es usado a diario en miles de pequeños negocios.

– Respuesta a la globalización –

Con un desempleo de 11,1% en junio, una de las mayores tasas desde la Gran Depresión, los estadounidenses que abogan por las monedas complementarias dicen que este es un momento para considerarlas como una forma de ayuda a la gente.

«La crisis en el financiamiento de los municipios impulsa la creatividad. Los administradores están explorando emitir su propia moneda en vez de emitir bonos para financiar su respuesta al covid», dijo Susan Witt, directora del centro de estudios económicos Schumacher.

Ese centro desarrolló los BerkShares, una moneda en circulación desde 2006 en la región de Berkshires, al oeste de Massachusetts, y es distribuida por bancos locales. Witt está asesorando a varios municipios estadounidenses interesados en iniciativas similares.

Por Coronavirus suspenden temporada de ligas menores de béisbol en 2020

Se había adelantado hace un tiempo, la temporada 2020 de la Ligas Menores (MiLB) queda suspendida, siendo así un fuerte golpe para esos peloteros que aspiran a mostrarse con la intención de subir a las Grandes Ligas (MLB).

Informa JJ Cooper de Baseball America, se espera que Minor League Baseball anuncie oficialmente esta tarde que la temporada se ha archivado porque Major League Baseball no ha podido proporcionar jugadores.

Además, este 2020 tornaba ser difícil para la MiLB, incluso antes de la llegada del Coronavirus, ya que luchaban en una batalla contra la MLB por la reducción de número de afiliados de Ligas Menores.

Sin embargo, pese que la MLB y sus jugadores pelaron los términos para una reanudación de las Grandes Ligas, un aumento de la pandemia en muchas partes de los Estados Unidos sirvió para aumentar los ya grandes desafíos logísticos para una temporada de MiLB.

Parece ser lo correcto, cancelar la temporada de Ligas Menores es lo más sano, los peloteros están en desarrollo y deben cuidarse y los equipos de Grandes Ligas no quisieran ver su semillero afectado por el virus.

Los equipos han sido informados de que pueden hacer sus propios anuncios más tarde esta tarde después de la declaración oficial de MiLB.

window.dataLayer = window.dataLayer || []; function gtag(){dataLayer.push(arguments);} gtag(‘js’, new Date()); gtag(‘config’, ‘UA-80000477-2’);

El FMI advierte de una dura contracción global y una catástrofe en el empleo

El FMI ha revisado y actualizado sus cuentas y el mensaje  que destilan las cifras es malo. Muy malo. La recesión abierta por el coronavirus será más aguda de lo esperado apenas hace dos meses y la salida de la crisis a partir de 2021 será lenta. Será la peor recesión desde la Gran Depresión de los años treinta.

Estas son algunas de las cifras que maneja este organismo internacional.

  • Se acumularán $12 billones (trillion en inglés, es decir una docena de ceros tras el 12) de pérdidas entre 2020 y 2021.
  • La contracción del PIB mundial este año será del 4.9% frente al 3% estimado en abril. Es el nivel más bajo dese la Gran Depresión.
  • El año se abrió con una perspectiva de crecimiento de +3.3% lo que evidencia el fuerte y rápido deterioro. En 2021 se espera una recuperación del 5.4% sobre ese retroceso.
  • En EEUU la contracción será del 8% en 2020 y se espera una recuperación del 4.5% en 2021 sobre ese descalabro.
  • En America Latina y el Caribe el retroceso será del 9.4% para tener una recuperación el año que viene de apenas el 3.7%.
  • En México la contracción será del 10.5% este año y el crecimiento de 2021 sobre esa rebaja será del 3.3%.
  • En la UE se registrará semejante paso atrás con una caída del 10.2% para recuperar en 2021 un 6%.

Es una crisis sincronizada que afecta a economías desarrolladas y en desarrollo y que además depende de factores inciertos para su resolución porque lo primero que hay que resolver es la situación de la salud para operar en términos normalizados.

La economista jefe del FMI, Gita Gopinath, señaló que el Gran Confinamiento y la salida de este sea desequilibrada e incierta. “La fortaleza de la recuperación es muy incierta y el impacto en los sectores y los países desigual”.

El organismo internacional no espera salir de la crisis tan pronto como se entró en ella. La gráfica económica de este periodo no será en forma de V (con una caída rápida, una crisis corta y una recuperación igual de rápida) ni se parecerá a una U que implica una permanencia mayor en la crisis. Las perspectivas apuntan más un modelo que se parece al logo de Nike, fuerte caída y larga crisis con larga y lenta recuperación.

La situación en el empleo se considera “catastrófica” según el WEO. Aunque algunos países, sobre todo en Europa, han podido contener el aumento del desempleo con esquemas de contención fuertemente apoyados por políticas fiscales, la Organización Internacional del Trabajo cree que en la caída de horas de trabajo desde el último trimestre de 2019 al primero de 2020 equivale a la pérdida mundial de 130 millones de trabajos a tiempo completo. En el segundo trimestre esta pérdida se espera que equivalga a 300 millones de empleos en todo el mundo.

window.dataLayer = window.dataLayer || []; function gtag(){dataLayer.push(arguments);} gtag(‘js’, new Date()); gtag(‘config’, ‘UA-80000477-2’);

USCIS advierte a sus empleados que habrá despidos por falta de presupuesto

El Servicio de Inmigración y Ciudadanía de Estados Unidos (USCIS) alertó a sus trabajadores de que los pondrán en licencia sin goce de sueldo a partir del 20 de julio debido a la falta de presupuesto causada según esta agencia por la pandemia del coronavirus.

A menos que el Congreso les apruebe un paquete de 1,200 millones de dólares para mantener a USCIS a flote, los empleados estarán sin trabajo el próximo mes, dijo la agencia según Fox News.

“Sin la intervención del Congreso. USCIS necesitará dar de baja administrativa (‘furlough’) a una porción de nuestros empleados más o menos el 20 de julio”, dijo un vocero de USCIS en un comunicado enviado a Fox News. “Continuamos trabajando con el Congreso para contar con los fondos necesarios para revertir esta desafortunada consecuencia”.

USCIS no dijo cuántos empleados resultarían afectados, pero funcionarios de la agencia familiarizados con la situación dijeron que la medida puede impactar a 13,000 empleados o el equivalente a dos tercios de su fuerza laboral. Unmute

Adicionalmente, USCIS ya alertó al sindicato de trabajadores federales de lo que se viene. La American Federation of Goverment Employees (AFGE) lanzó la alerta a sus miembros el miércoles.

  • USCIS empleados. La agencia de inmigración dijo que dará de baja sin sueldo (‘furlough’) a empleados si el Congreso no le aprueba fondos
  • Aunque no dijo cuantos, se supo de manera extraoficial que la medida afectaría a 13,000 trabajadores o el equivalente a dos tercios de su fuerza laboral
  • Si la medida se vuelve una realidad, afectaría los trámites de inmigración de miles de solicitantes

USCIS empleados. El Servicio de Inmigración y Ciudadanía de Estados Unidos (USCIS) alertó a sus trabajadores de que los pondrán en licencia sin goce de sueldo a partir del 20 de julio debido a la falta de presupuesto causada según esta agencia por la pandemia del coronavirus.

A menos que el Congreso les apruebe un paquete de 1,200 millones de dólares para mantener a USCIS a flote, los empleados estarán sin trabajo el próximo mes, dijo la agencia según Fox News.

“Sin la intervención del Congreso. USCIS necesitará dar de baja administrativa (‘furlough’) a una porción de nuestros empleados más o menos el 20 de julio”, dijo un vocero de USCIS en un comunicado enviado a Fox News. “Continuamos trabajando con el Congreso para contar con los fondos necesarios para revertir esta desafortunada consecuencia”.

USCIS no dijo cuántos empleados resultarían afectados, pero funcionarios de la agencia familiarizados con la situación dijeron que la medida puede impactar a 13,000 empleados o el equivalente a dos tercios de su fuerza laboral. Unmute

Adicionalmente, USCIS ya alertó al sindicato de trabajadores federales de lo que se viene. La American Federation of Goverment Employees (AFGE) lanzó la alerta a sus miembros el miércoles.

“Cerca de 13,000 empleados del Servicio de Inmigración y Ciudadanía de Estados Unidos (USCIS) enfrentan el cese en sus puestos de trabajo. Tenemos pocos días para ayudarlos”, dijo AFGE en un email enviado a Fox News. “Hemos recibido la noticia de que el Departamento de Seguridad Nacional planea el ‘furlough’ del 70% de los trabajadores de USCIS debido a la falta de presupuesto relacionado en parte a la pandemia del coronavirus”.

CRISIS| JCPenney anuncia las 154 tiendas que cerrará este verano

La cadena de tiendas por departamento JCPenney reveló el jueves la lista de localidades que cerrará este verano luego de radicar quiebra hace unas semanas.

Se indicó que en las próximas semanas anunciarán más cierres.

Penney dijo que espera que las ventas de liquidación duren entre 10 y 16 semanas.

“Si bien cerrar tiendas siempre es una decisión extremadamente difícil, nuestra estrategia de optimización de tiendas es vital para garantizar que emerjamos tanto del Capítulo 11 como de la pandemia de COVID-19 como un minorista más fuerte con mayor flexibilidad financiera para permitirnos continuar sirviendo a nuestros clientes leales durante décadas. por venir “, dijo el presidente ejecutivo Jill Soltau en un comunicado.