DICTADURA CUBANA

Dictadura cubana prohíbe manifestación de opositores prevista para mañana

Apelando a la Constitución, un grupo de activistas había pedido al gobierno de Cuba una inédita autorización para realizar una marcha por el cambio el próximo 15 de noviembre.

Y apelando a la misma Constitución, el gobierno cubano denegó el derecho a la protesta.

El martes, autoridades locales en varias provincias de Cuba notificaron a los organizadores de la manifestación que no tienen autorización para realizarla por considerar que se trata de un “intento desestabilizador” y, por tanto “ilícito”.

Tras las manifestaciones espontáneas del 11 de julio que propiciaron una respuesta violenta de las autoridades y la detención de cientos de personas -muchas de las cuales siguen presas- jóvenes activistas decidieron recurrir a un hueco que deja abierta la Carta Magna en el que se reconoce el derecho a la protesta pacífica en la isla

Sin embargo, las autoridades negaron el permiso alegando que la marcha provocaría “disturbios” y buscaba un cambio de sistema, lo que está prohibido por la propia la Constitución que define el socialismo como “irrevocable”.

Yunior García, creador de Archipiélago
El actor y guionista cubano es el creador de Archipiélago, el grupo detrás de la convocatoria a la protesta.

La negativa ha desatado un aluvión de comentarios y “debates constitucionales” en redes sociales y medios oficiales e independientes, entre los que creen que la acción del gobierno es legal y los que piensan que viola los derechos consagrados por la Carta Magna.

Respuestas

Las autoridades acusaron a los organizadores, sin presentar pruebas, de tener “vínculos con organizaciones subversivas o agencias financiadas por el gobierno estadounidense”.

“El imperio pone dinero y expectativas en los anexionistas formados por ellos, quienes bajo la falsa bandera del pacifismo buscan provocar nuevos disturbios, generar caos e inducir la desestabilización del país”, escribió este martes en un editorial el periódico Granma, voz del Partido Comunista (único legal).

Los organizadores, por su parte, rechazaron las acusaciones y cuestionaron que el gobierno negara un derecho refrendado en la Ley de Leyes.

“Sabíamos que el Estado de Derecho en Cuba era una ficción insostenible. Ahora tenemos la certeza de que, en dictadura, la Constitución es letra muerta, o simplemente un verso al estilo ‘Centuria’, de Nostradamus, donde cada lector interpreta lo que quiere, hasta que un sumo sacerdote lo desmienta”, dijo Yunior García, creador de Archipiélago, el grupo detrás de la convocatoria a la protesta.

Tras la solicitud del permiso el mes pasado para el 20 de noviembre, las autoridades anunciaron la realización de ejercicios militares y de un “Día Nacional de la Defensa” en la misma fecha en que antes se había anunciado la marcha.

Esto llevó a que los organizadores de la manifestación decidieran adelantarla cinco días, lo que obligó finalmente al gobierno cubano a pronunciarse el martes negando la autorización.

La isla, que ha sido duramente azotada por la pandemia de coronavirus, vive también una profunda crisis económica, con escasez de alimentos y medicinas y una creciente inflación, a lo que se ha sumado una férrea postura del gobierno hacia los opositores, que sufren penas de cárcel, prisión domiciliaria o frecuentes “actos de repudio”, manifestaciones para las que no se requiere autorización.

Régimen cubano se niega a la instalación de un Internet paralelo desde EEUU

Cuba no permitirá que Estados Unidos habilite “una internet paralela”, como pretende la administración del Joe Biden, por considerar que sería un acto de “injerencia”, dijo este martes un alto funcionario cubano.

“Estados Unidos lo que quiere es brindar una internet paralela a nuestro país (…), y realmente nosotros no vamos a permitir esa injerencia, porque estaría violando no sólo nuestra Constitución, sino también el propio preámbulo de la Constitución de la Unión internacional de Telecomunicaciones (UIT)”, dijo el viceministro cubano de Comunicaciones, Wilfredo González, en una entrevista con la AFP.

El viceministro precisó que la iniciativa de Washington “estaría violando el ciberespacio” de Cuba, lo que “sería inaceptable”.

“Estamos en la posición de evitar cualquier tipo de acciones de este tipo”, enfatizó González, tras preguntarse en qué otro “país del mundo existe una internet paralela”.

Respecto a la críticas que ha desencadenado la aprobación y puesta en vigor este martes del primer reglamento cubano de ciberseguridad, que tipifica delitos como la “subversión social” en la red, González defendió el derecho de la isla de “establecer sus propias regulaciones y reglamentaciones” para el uso de internet y la redes sociales bajo los principios de la UIT.

Esta norma “amplía la posibilidad de trabajar ante cualquier incidente de ciberseguridad” y “el mal uso de las tecnologías en el ciberespacio”.

El Senado de Estados Unidos aprobó el martes pasado una enmienda que crearía un fondo destinado a desarrollar y desplegar la tecnología existente con el objetivo de proveer de internet a los cubanos.

Durante las históricas protestas que sacudieron a la isla el 11 y 12 de julio, el gobierno cubano cortó el internet móvil unos cinco días. El presidente Biden anunció entonces que su gobierno estudiaba cómo podía restaurar la conectividad.

“Estados Unidos está utilizando internet como un arma para agredir a nuestro país”, denunció González. Destacó que esa política de Washington es “de doble moral”, porque “bloquea” por un lado y “genera una subversión en el ciberespacio” por el otro.

El internet móvil, que llegó a Cuba apenas en 2018, se ha convertido en el gran aliado de organizaciones ciudadanas para expresar sus demandas y fue vital el 11 de julio cuando las manifestaciones se reprodujeron de manera masiva en las redes en toda la isla.

Según el viceministro, más de 7,7 millones de cubanos, más del 68% de la población, acceden a internet.

Cuba suspende admisión de dólares en efectivo en su sistema bancario

El gobierno cubano en su espacio televisivo la Mesa Redonda, dio a conocer la suspensión de la aceptación en su sistema bancario de depósitos en dólares. Una medida que según el Banco Central de Cuba no atañe a operaciones realizadas por transferencias, ni a los depósitos en efectivo de otras divisas libremente convertibles aceptadas en la isla.

Gerardo, quien vive en Cuba, asegura que “a partir del 21 de este mes, cuando se van a poder depositar dólares directamente en las cuentas que venimos utilizando hace casi un año en el país.”

El Banco Central de Cuba (BCC) informó mediante una nota que para Cuba resulta cada vez más difícil encontrar instituciones bancarias o financieras internacionales dispuestas a recibir, convertir, tramitar o procesar el efectivo en moneda estadounidense.

Guennady Rodríguez, analista político advierte que “no es sorpresivo que esto pase sabemos que es una cadena de inflación también por el precio del efectivo en el país sobre todos los mercados informales lo que ellos también tienen claro de que esto no se trata de una penalización de la tenencia del dólar. Simplemente que usted no va a poder hacer un depósito en su cuenta en dólares estadounidenses específicamente”.

En noviembre de 2019 Cuba abrió tiendas en dólares con el objetivo de recaudar divisas donde solo se puede pagar con tarjetas bancarias de moneda extranjera.

“Estamos muy afectados con esta nueva medida”, dice Gerardo. Una vez más el régimen culpa al embargo norteamericano de la precaria situación económica que se vive en la isla.

Trasladan al hospital a artista y disidente cubano en huelga de hambre

Luis Manuel Otero Alcántara, artista y disidente cubano de 33 años, fue ingresado este domingo (02.05.2021) en un hospital de La Habana cuando transcurría su octavo día en huelga de hambre y sed, informó la Dirección Provincial de Salud de la capital.

El líder del Movimiento San Isidro (MSI), de 33 años, llegó al hospital Calixto García de La Habana “con un diagnóstico de inanición voluntaria referida”, indicó el organismo en una nota informativa.

El texto asegura que “no se constatan signos de desnutrición” y que Otero Alcántara presenta “parámetros clínicos y bioquímicos normales”. La Dirección Provincial de Salud también indicó que el artista llegó al hospital “en transporte sanitario, en estado consciente y deambulando sin dificultad”.

De momento se desconoce cómo las autoridades sacaron al opositor de su domicilio en el popular barrio de San Isidro, donde permanecía atrincherado y declarado en huelga de hambre y sed desde el sábado 24 de abril.

Cómo sucedió todo

Todo comenzó hace dos semanas, cuando las fuerzas de seguridad cubanas allanaron la vivienda de Otero Alcántara, destruyeron más de una decena de obras que exhibía y se lo llevaron detenido.

Tras denunciar continuos arrestos e intimidaciones en el calabozo los diez días siguientes, se declaró en huelga de hambre y sed para exigir una indemnización por las obras destruidas y una disculpa pública, así como la retirada del cerco policial en el barrio y la cámara de vigilancia instalada frente a su puerta.

Varias instituciones y organizaciones han manifestado su preocupación, entre ellas el Departamento de Estado de EE.UU., la subcomisión de Derechos Humanos del Parlamento Europeo o Amnistía Internacional (AI), que llamó a artistas y activistas a solidarizarse con el MSI.

Las autoridades cubanas, por su parte, consideran que tanto Otero Alcántara como otros opositores son “mercenarios” que trabajan a sueldo de la CIA u otras entidades de EE.UU. para realizar actividades subversivas contra el sistema socialista vigente.