La pandemia sigue destruyendo empleos en Estados Unidos

0

Un total de 881.000 personas se inscribieron a los subsidios de desempleo la semana pasada en Estados Unidos, una cifra en descenso pero que muestra que la pandemia de coronavirus sigue provocando una gran cantidad de despidos en la mayor economía mundial.

En marzo 6,6 millones de personas pidieron este subsidio cuando el coronavirus golpeó de lleno. Las cifras de la semana pasada muestran una evolución, son mejores a lo esperado por los analistas, pero siguen altas, en especial si se comparan con las cifras de comienzos de año.

Uno de los principales activos del presidente republicano Donald Trump para tratar de seguir en la Casa Blanca era su gestión de la economía, que llevó el empleo a un nivel históricamente bajo de 3,5% en febrero. 

Pero en el curso de la emergencia sanitaria esta cifra llegó a 14,7% en abril, para luego ir bajando gradualmente hasta 10,2% en julio.

El viernes el Departamento de Trabajo publicará las cifras de agosto que serán claves en la campaña por las presidenciales de noviembre y para el Congreso, donde las negociaciones sobre un nuevo plan de ayuda están estancadas. 

Los demócratas reaccionaron afirmando que la “incompetencia de Donald Trump” ha desbaratado la economía.

“La devastación económica continúa. 29 millones de estadounidenses están recibiendo algún tipo de ayuda por desempleo, cuatro veces más que hace un año”, dijo Tom Perez, presidente del Comité Nacional Demócrata y exsecretario de Trabajo. 

– Esquivo plan de estímulo –

El informe del Departamento de Trabajo sobre las nuevas solicitudes de subsidio por desempleo en la semana que terminó el 29 de agosto fue mejor a lo esperado por los analistas, que pronosticaban 915.000 nuevas demandas.

La cifra representa una caída de 130.000 solicitudes con respecto a los 1,011 millones de pedidos de la semana anterior, y es la segunda vez que este indicador cae por debajo de la cota de un millón desde el inicio de la pandemia. 

Gregory Daco, de la consultora Oxford Economics, indicó que el empleo repuntó aprovechando las contrataciones en las pequeñas empresas, pero la tendencia se mantiene casi sin cambios en las últimas dos semanas. 

“La fortaleza del sector de los restaurantes y un gasto ligeramente mayor en tarjetas de crédito fue compensado por la debilidad de las ventas minoristas, el ocio y la demanda hotelera”, explicó el economista.

Decenas de millones de personas han perdido su trabajo desde el inicio de los confinamientos para frenar la pandemia en el país que tiene más muertos de todo el mundo (185.752). 

Esta semana Estados Unidos alcanzó los 6 millones de casos confirmados de covid-19 y pese a que en las últimas semanas la cantidad de infectados disminuyó, la situación sigue sin controlarse antes de que se inicie el año escolar y el otoño boreal.  

Choose your Reaction!
Leave a Comment