Miami: policías de Hialeah acusados de poner multas falsas a conductores

0

Dos agentes de la policía de Hialeah se entregaron el miércoles para enfrentar las acusaciones de que emitieron docenas de multas de tráfico falsas a automovilistas.

Los fiscales acusaron a Ernesto Arias-Martínez, de 23 años, y a Armando Pérez, de 40, de múltiples cargos de mala conducta oficial y falsificación de registros públicos. Fueron encarcelados a primera hora del miércoles y se espera que paguen la fianza más tarde en el día.

Pérez llevaba cinco años en Hialeah; Arias-Martínez, menos de cuatro.

La estratagema comenzó a desvelarse gracias en parte a un bufete de abogados de defensa que buscaban el negocio.

No es inusual que los abogados de multas del sur de la Florida envíen correos y hagan publicidad entre las personas que han recibido multas de tráfico. En marzo de 2020, un automovilista recibió una llamada de la oficina de Alex Hanna, un prominente abogado de multas de tráfico cuyo eslogan “¡No pagues esa multa!” se ha visto en la televisión en español y en vallas publicitarias en Miami durante años.

La oficina preguntó al automovilista, Reicel Sosa Polo, si necesitaba ayuda legal con las 10 multas de tráfico que podrían arruinar su historial de conducción. Sosa se quedó atónito porque nunca le habían parado, aunque recordaba haber pasado por delante de dos policías de Hialeah a principios de ese mes, según los registros judiciales.

Sosa llamó a Hialeah y habló con Pérez, quien dijo que no recordaba las citaciones, pero que si acudía a los tribunales, serían desestimadas, según una orden de arresto. Sosa acabó presentando una queja ante la oficina de asuntos internos de la Policía de Hialeah.

Otra mujer se quejó de que había recibido una carta en el correo del estado de la Florida diciéndole que su licencia estaba a punto de ser suspendida por seis multas de tráfico sin pagar emitidas en la misma fecha en enero de 2020, y nunca había sido detenida, muestran los registros.

Las dos quejas condujeron a una auditoría más amplia de los dos policías en motocicleta, según una orden de arresto de la detective de la policía de Hialeah Paulina Whitney, de la oficina de asuntos internos.

Eso llevó a una serie de víctimas que no tenían ni idea de que les habían puesto múltiples multas de tráfico. En total, los investigadores descubrieron que Arias-Martínez y Pérez emitieron docenas de multas falsas al menos a nueve víctimas a principios de 2020.

Un hombre, propietario de una camioneta Toyota del año 2000, dijo que ni él ni nadie que condujera el coche había sido detenido. Otra víctima, que nunca había sido detenida, recibió varias multas atribuidas a su camioneta, pero con un nombre inventado: “Martcello Strovanov”.

En un comunicado el miércoles, el sindicato Hialeah Fraternal Order of Police se distanció de los agentes.

“Como oficiales de la ley, se nos confía la protección y el servicio a nuestros residentes, y estas supuestas acciones han violado la confianza de la gente y con razón”, indicó el presidente de la FOP, Marlon Espinoza, en un comunicado. “Pedimos que nuestra comunidad no juzgue a todos nuestros dedicados oficiales por las supuestas acciones de dos. El Deparatmento de Policía de Hialeah está compuesto por hombres y mujeres valientes que día a día cumplen con su juramento de proteger y servir a nuestros residentes y a la gran Ciudad de Hialeah.”

La fiscal estatal de Miami-Dade, Katherine Fernández Rundle, dijo que las multas “no fueron errores o equivocaciones, sino crímenes”.

Choose your Reaction!
Leave a Comment