Tag: ANDREW CUOMO

Asamblea Legislativa de Nueva York inicia investigación contra Andrew Cuomo

La Asamblea Legislativa de Nueva york inició ayer formalmente las investigaciones sobre el acoso sexual del que se acusa al gobernador del estado, Andrew Cuomo, y que podrían desembocar en un juicio político en su contra. 

Según el jefe del comité judicial que estará encargado de las investigaciones, Charles Lavine, será un proceso que durará “meses, en lugar de semanas”, aunque señaló que es complicado dar fechas más concretas. 

“En este estado inicial, no es posible decir con precisión cuánto durará la investigación. Dada la amplitud y la seriedad del asunto que se está investigando, prevemos que se trate de meses y no de semanas”, apuntó Lavine, que admitió que hay “muy pocos precedentes” de juicios políticos en Nueva York.

En un esfuerzo para que la investigación sea lo más objetiva posible, se ha contratado a la firma de abogados David Polk & Wardwell, aunque algunas de las siete mujeres que acusan a Cuomo de acoso sexual y comportamiento inapropiado han criticado los esfuerzos de la Asamblea Legislativa de Nueva York.  

Andrew Cuomo pide perdón

El comité judicial no sólo investigará el supuesto acoso sexual de Cuomo, denunciado sobre todo por antiguas y actuales empleadas de la oficina del gobernador, sino también las acusaciones de que el político disfrazó las cifras de fallecimientos en residencias de ancianos del estado durante la pandemia del coronavirus, que en realidad son más altas de lo que reflejan.

De esa investigación depende si se inicia un juicio político o “impeachment” contra Cuomo, a quien dieron la espalda una larga lista de compañeros de partido, que en las últimas semanas le han instado públicamente y en repetidas ocasiones que renuncie a su puesto. 

En respuesta, Cuomo pidió perdón si su comportamiento ofendió a alguna de sus empleadas, pero negó haber acosado sexualmente a nadie, a la vez que arremetió contra todos los que le pidieron que dimita. 

“Los políticos que no saben ni un solo hecho y aun así llegan a una conclusión y a una opinión, son en mi opinión insensatos y peligrosos”, aseveró el gobernador un día después de conocerse las acusaciones más serias, en las que una de sus ayudantes dijo que Cuomo le manoseó los pechos en su residencia oficial. 

“No he hecho lo que se ha alegado, y punto”, agregó el político neoyorquino, que pidió a los ciudadanos del estado a que esperen a los resultados de las investigaciones, que no sólo llevará a cabo la Asamblea Legislativa estatal, sino también la oficina de la Fiscal General de la región, Letitia James.

Joe Biden se niega a exigir la renuncia de Cuomo

El presidente Joe Biden no quiso unirse el domingo a otros demócratas que exigen la renuncia del gobernador de Nueva York Andrew Cuomo, quien es investigado por múltiples acusaciones de conducta sexual indebida.

Cuando un reportero le preguntó si Cuomo debería renunciar, Biden respondió: “Creo que la investigación ya está en marcha y debemos ver qué nos trae”.

Biden, quien emitió sus declaraciones a su regreso a la Casa Blanca después de pasar el fin de semana en su residencia de Delaware, no se había expresado previamente de manera pública sobre las acusaciones contra Cuomo. Sin embargo, sus comentarios reflejan la postura que ha adoptado la Casa Blanca en cuanto al futuro del gobernador, de aguardar los resultados de la pesquisa.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, se negó a comentar el viernes si Biden cree que Cuomo debería dejar el cargo. Dijo que cada una de las mujeres que ha señalado al funcionario “merece que su voz sea escuchada, debe ser tratada con respeto y debe poder contar su historia”. En las últimas semanas, Psaki ha dicho que el mandatario apoya la investigación.

Varios destacados demócratas de Nueva York, incluyendo a los senadores federales Chuck Schumer y Kirsten Gillibrand, han pedido la renuncia de Cuomo. El gobernador, que está en su tercer período, se ha negado a dejar el cargo y ha rechazado haber hecho lo que se le acusa.

Seis mujeres, incluidas varias excolaboradoras, han asegurado que el funcionario las acosó sexualmente o se comportó de manera indebida con ellas. Cuomo ha negado haber tocado a alguna mujer de manera inapropiada.

La secretaria de Justicia del estado, Letitia James, encabeza la investigación.

Vice gobernadora de Nueva York, Kathy Hochul, sustituiría a Cuomo si éste renuncia

Cuando un coro de destacados demócratas exigió la renuncia del gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, por denuncias de acoso sexual la semana pasada, la mujer que lo reemplazará si él renuncia hizo lo que ha hecho la mayor parte de su tiempo en el cargo: mantener un perfil discreto.

La vicegobernadora Kathy Hochul dio algunos mensajes virtuales en una serie de pequeños eventos en todo el estado. Envió tuits que promocionaban a las pequeñas empresas en Adirondacks, recomendó a las personas usar cubrebocas y vacunarse contra el coronavirus cuando sea su turno. Ella misma se inyectó el viernes, lo que generó una inusual cobertura televisiva local.

Aunque la agenda de la demócrata no ha cambiado últimamente, lo que puede ser diferente es la cantidad de personas que sintonizan para saber más sobre la política que se convertiría en la primera gobernadora del estado si Cuomo no puede mantenerse en el poder.

Después de dos mandatos a la sombra de un gobernador famoso por querer ser el centro de atención, Hochul es una incógnita para la mayoría de los neoyorquinos. El profesor de ciencias políticas de Baruch College, Doug Muzzio, opina que ahora ella probablemente se esté preparando en caso de que la llamen para intervenir.

“La siguiente etapa del juego es si renuncia Cuomo y Hochul se convierte en gobernadora. ¿Qué significa eso? ¿Quién es ella? ¿Qué piensa?”, dijo Muzzio. “Los neoyorquinos desconocen totalmente a esta mujer. Quiero decir, pasé la mitad de mi vida concentrándome en estas cosas. Y no sé mucho”.

Hochul, de 62 años, reconoció brevemente la tormenta que se arremolinaba alrededor de Cuomo el martes en un comunicado en el que expresaba su fe en una investigación independiente sobre su conducta en el lugar de trabajo, dirigida por la fiscal general del estado, Letitia James.

“Confío en que la investigación se lleve a cabo de la manera más completa y rápida posible”, escribió. “Los neoyorquinos deben estar seguros de que a través de este proceso pronto conocerán los hechos”.

Cuomo en la cuerda floja: senadores federales demócratas Chuck Schumer y Kirsten Gillibrand exigen su renuncia

Los senadores Chuck Schumer y Kirsten Gillibrand, que representan a Nueva York en el Senado de los Estados Unidos, pidieron al gobernador Andrew Cuomo que renuncie, ya que enfrenta múltiples acusaciones de acoso sexual y un escándalo derivado de su manejo de la crisis de Covid-19, reportó CNBC.

Schumer y Gillibrand, ambos demócratas, son los funcionarios más destacados que han pedido la renuncia de Cuomo.

El viernes temprano, Cuomo resistió un número creciente de llamadas para renunciar.

“Nunca acosé a nadie, nunca agredí a nadie, nunca abusé de nadie”, dijo el gobernador demócrata de tres mandatos en una conferencia de prensa.

La oficina de Cuomo no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios que hizo CNBC sobre la declaración de Schumer y Gillibrand.

Una de las acusadoras de Cuomo, Lindsey Boylan, amenazó el viernes con iniciar un PAC para apoyar a los principales contendientes contra Schumer y Gillibrand, quienes para entonces no habían pedido la renuncia del gobernador.

Más de la mitad de la delegación demócrata del Congreso de Nueva York ha pedido la dimisión de Cuomo, al igual que docenas de legisladores demócratas estatales.

Esta es la declaración de la senadora Kirsten Gillibrand en la que pide a Cuomo su dimisión:

“Enfrentar y superar la crisis de Covid requiere un liderazgo firme y seguro. Felicitamos las valientes acciones de las personas que se han presentado con serias acusaciones de abuso y mala conducta. Debido a las múltiples acusaciones creíbles de acoso sexual y mala conducta, está claro que el gobernador Cuomo ha perdido la confianza de sus socios gobernantes y de la gente de Nueva York. El gobernador Cuomo debería dimitir”.

Republicanos de Nueva York presentan resolución para iniciar juicio político a Cuomo

La minoría republicana en la Asamblea Legislativa de Nueva York ha presentado este lunes una resolución para comenzar un proceso de destitución (“impeachment”, en inglés) contra el gobernador Andrew Cuomo, del Partido Demócrata, cada vez más cuestionado, incluso dentro de las filas de su propia agrupación tras el estallido de varios escándalos.

“Vamos a presentar esta resolución porque creemos que ha llegado el momento. Para liderar este gran estado un gobernador necesita tener credibilidad y confianza y lamentablemente creemos que el gobernador ha perdido eso y ya no tiene la capacidad de liderar”, aseguró el líder de la minoría republicana en el Congreso estatal, Will Barclay.

En un anuncio difundido por las redes sociales, Barclay hizo alusión a la mala gestión de los geriátricos de Nueva York durante la pandemia, que está siendo investigada por la Fiscalía.

La administración de Cuomo contabilizó solo la mitad de los fallecidos en residencias de ancianos y la otra mitad se registró como personas muertas en hospitales. Sus asesores han asegurado que se hizo para que no fueran contados doblemente y para evitar ser investigados por el Departamento de Justicia del Gobierno del presidente Donald Trump, con quien Cuomo mantenía un enfrentamiento directo.

Asimismo, el líder republicano mencionó las acusaciones de acoso laboral y amenazas realizadas por compañeros de partido de Cuomo y las alegaciones de acoso sexual lanzadas por cinco mujeres, entre ellas, excolaboradoras del gobernador, que también están siendo investigadas por la Fiscalía.

“Ahora tenemos 30 miembros de la mayoría de la Asamblea que están diciendo que el Gobernador debería dimitir”, dijo Barclay en referencia a los legisladores demócratas que han alzado su voz contra Cuomo.

La última fue la líder de la mayoría demócrata en el senado estatal, Andrea Stewart-Cousins, que ayer sumó su voz a las que instan al gobernador a que presentara su renuncia.

“Cada día tenemos un nuevo relato que se aleja de los asuntos del Gobierno. Tenemos acusaciones sobre acoso sexual, un ambiente de trabajo tóxico, la pérdida de credibilidad en torno a los datos de los asilos de ancianos durante la covid-19 y preguntas sobre la construcción de un importante proyecto de infraestructura”, dijo este domingo Stewart-Cousins.

En cuanto a los casos de acoso, Cuomo pidió perdón la semana pasada por los comentarios que hicieron a esas mujeres sentirse “incómodas”, pero negó haber tocado inapropiadamente a ninguna mujer, rechazó presentar su dimisión y pidió esperar a los resultados de la investigación en curso.

Andrew Cuomo reitera que no va a dimitir mientras siguen acusaciones de acoso

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, reiteró este domingo (07.03.2021) que no va a dimitir por las acusaciones de acoso y comportamiento inapropiado que varias mujeres han vertido en su contra y atacó a los políticos que han pedido su renuncia en los últimos días.

“No voy a dimitir por alegaciones”, zanjó Cuomo en una conferencia de prensa, en la que pidió que se deje trabajar a la fiscal general del estado, Letitia James, quien tiene abierta una investigación oficial a raíz de las primeras denuncias públicas. Este fin de semana, otras dos mujeres que trabajaron en el pasado con Cuomo le acusaron de conducta inapropiada, lo que eleva a cinco el total de denuncias, cuatro de ellas en el ámbito laboral.

Una de las nuevas acusaciones, publicada por The Washington Post, es de Karen Hinton, quien fue responsable de prensa de Cuomo hace dos décadas y que asegura que el político la abrazó de forma inapropiada en un hotel, lo que la llevó a dejar apresuradamente la habitación en la que se encontraban. Preguntado al respecto, Cuomo señaló que toda mujer tiene derecho a ser escuchada, pero recalcó que Hinton es desde hace mucho tiempo una “adversaria política” suya, “muy crítica” y que “ha hecho muchas acusaciones”.

Altos cargos demócratas piden su renuncia

Además, el gobernador atacó a los legisladores -algunos de su partido- que han pedido su dimisión, sugiriendo que lo hacen por motivos “políticos” y defendiendo que renunciar sería “antidemocrático”. “Yo fui elegido por la gente del estado. No fui elegido por políticos”, señaló Cuomo, que recalcó que no va a actuar en base a “acusaciones”, pues el sistema democrático se basa en el derecho a un proceso justo.

Los últimos en pedir su dimisión entre sus propias filas fueron la jefa de la mayoría demócrata en el Senado de Nueva York, Andrea Stewart-Cousins, el primer alto cargo del partido que pide al gobernador que ponga fin a su mandato. El portavoz del partido en la asamblea, Carl Haestie, dijo también en un comunicado que “es hora de que el gobernador reconsidere seriamente si puede efectivamente [en estas circunstancias] cubrir las necesidades del pueblo de Nueva York”.

Gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, acepta haber realizado comentarios “insensibles”

El Gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, aceptó haber realizado comentarios “insensibles” y se disculpó de su comportamiento, luego de enfrentar dos acusaciones por acoso sexual.

“En el trabajo a veces pienso que estoy siendo juguetón y hago bromas que creo que son divertidas… No quiero ofender y solo intento agregar algo de ligereza y humor a lo que es un negocio muy serio”, señaló.

Cuomo enfrentó la semana pasada acusaciones de Lindsey Boylan, una exfuncionaria estatal de desarrollo económico que aseguró que este la acosó en varias ocasiones entre 2016 y 2018, en un momento dado, dándole un beso en los labios no solicitado en su oficina de Manhattan.

Ahora entiendo que mis interacciones pueden haber sido insensibles o demasiado personales y que algunos de mis comentarios, dada mi posición, hicieron que otros se sintieran de una manera que nunca pretendí”, comentó Andrew Cuomo.

Después este fin de semana se sumaron las de Charlotte Bennett, de 25 años, quien fue su asistente ejecutiva y asesora de políticas de salud hasta el pasado noviembre, quien aseguró al New York Times que el gobernador le hizo preguntas incómodas sobre su vida sexual.

“Reconozco que algunas de las cosas que he dicho se han malinterpretado como un coqueteo no deseado. En la medida en que alguien se sintió así, lo lamento mucho“, señaló el Gobernador de Nueva York.

Al darse a conocer las acusaciones, el gobernador las negó de inmediato e indicó que ordenó una investigación, para la que eligió a una exjueza federal que trabajó mucho tiempo con uno de sus exasesores.

Sin embargo, dio marcha atrás y dejó en manos de la fiscal general del estado, Letitia James, y de la jueza Janet DiFiore, que preside la Corte de Apelaciones, el más alto foro judicial de Nueva York, para que elijan quién hará dicha investigación, según se informó en un comunicado.

James le pidió este domingo a Cuomo que le permita a su oficina realizar la investigación. “Las acusaciones de acoso sexual siempre deben tomarse en serio”, dijo en un comunicado en el que destacó que el pedido para investigar tenía que hacerlo la oficina del gobernador.

Con información de The New York Times, Telemundo y Efe.

Cuomo permite que la fiscal de Nueva York elija un abogado especial para investigar causas en su contra

Al menos tres demócratas en la legislatura estatal pidieron que el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, renuncie, mientras que otros exigieron una investigación “verdaderamente independiente” en relación a las nuevas denuncias publicadas en The New York Times de una exasistente del gobernador sobre un presunto acoso sexual por parte de Cuomo.

Las denuncias marcan un giro en la popularidad del gobernador Cuomo, quien hace solo unos meses fue visto como uno de los principales candidatos para el puesto de fiscal general en la administración de Biden, y fue considerado uno de los favoritos para la nominación de los demócratas para presidente en 2024.

Sin embargo, el futuro del gobernador se ve nublado debido a los últimos escándalos: primero, las acusaciones de un presunto abuso verbal y amenazas a un legislador; segundo, la investigación federal sobre cómo su administración manejó las muertes en hogares de ancianos durante el COVID-19; y ahora, las acusaciones que afirman que fue presuntamente verbal y físicamente inapropiado con dos mujeres de su personal.

En un comunicado Cuomo se disculpó el domingo por la noche de cualquier comportamiento interpretado como “coqueteo no deseado”, pero negó el contacto inapropiado. “Para ser claros, nunca toqué a nadie de manera inapropiada y nunca tuve la intención de hacer que nadie se sintiera incómodo, pero estas son acusaciones a las que los neoyorquinos merecen respuestas”, dijo.

La oficina de Cuomo cambió de posición sobre la revisión independiente de las denuncias de acoso sexual por segunda vez el domingo, y finalmente pidió a la fiscal general Letitia James que eligiera un abogado independiente. Las decisiones fueron ampliamente criticadas por los funcionarios después de que su oficina seleccionó primero a una exjuez federal para realizar la revisión el sábado por la noche, así como su revocación el sábado temprano para entregar esa decisión conjuntamente a James y al juez principal del tribunal de apelaciones.

Alcalde de NY pide investigar acusaciones de acoso sexual contra el gobernador Cuomo

Las acusaciones de acoso sexual contra el gobernador del estado de Nueva York Andrew Cuomo deben ser investigadas en forma “completa e independiente”, dijo este jueves el alcalde de la ciudad de Nueva York, uniéndose a los pedidos de varios parlamentarios locales.

Lindsey Boylan, una exasesora económica del gobernador, de 36 años, acusó a Cuomo, de 63, en un blog publicado el miércoles, de haberla acosado sexualmente mientras trabajaba para su administración, entre 2015 y 2018.

Ahora candidata a la presidencia del distrito de Manhattan, Boylan afirma que Cuomo la besó a la fuerza en la boca, sugirió que participara en un juego de “strip poker” y “multiplicó los esfuerzos para tocarle la espalda, los brazos, piernas”.

“El gobernador ha creado una cultura dentro de su administración en la que el acoso y la intimidación son tan frecuentes que no solo se toleran, sino que se esperan”, escribió.

“Necesitamos una investigación completa e independiente, estas son acusaciones serias”, dijo el jueves el alcalde demócrata de la ciudad de Nueva York, Bill de Blasio, que tiene relaciones difíciles con Cuomo, también demócrata, y cuya sede de gobierno está en Albany, la capital del estado.

“Debemos conocer la verdad, la verdad establecida por un investigador o una entidad investigadora (…) que no sienta que no tiene autorización para buscar la verdad”, agregó.

El gobernador no hizo comentarios tras la publicación del blog.

Cuando Boylan lanzó por primera vez sus acusaciones a mediados de diciembre, Cuomo había dicho que no eran ciertas.

El relanzamiento de estas acusaciones llegan en mal momento para Cuomo, cuyo mandato expira en 2022: si bien tenía alta popularidad al comienzo de la pandemia, ahora recibe críticas de todas partes.

Entre otras cosas, se le endilga haber minimizado, incluso ocultado, el número de muertos por coronavirus en residencias de ancianos en el estado de Nueva York, que cuenta con unos 20 millones de habitantes. La fiscalía federal de Nueva York abrió una investigación preliminar.

El parlamentario Ron Kim, en tanto, lo acusa de haber amenazado con “destruirlo” por criticar su gestión de las casas de retiro.

Gobernador de Nueva York pide a Trump medidas ante la mutación del virus

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, pidió ayer domingo a la Administración del presidente Donald Trump que tome las precauciones debidas ante la nueva mutación del virus de la covid-19 que ha surgido en el Reino Unido y que se propaga rápidamente.

Destacó durante una conferencia de prensa para hablar de la pandemia, que varios países han prohibido a las personas que viajan desde el Reino Unido y que 120 exigen que antes de tomar un vuelo en ese país para venir al suyo tienen que tener una prueba negativa.

Pero, afirmó Cuomo, Estados Unidos no ha tomado ninguna medida en respuesta a la mutación del virus, lo que el gobernador demócrata considera “reprensible”.

Cuomo cuestionó que aún sigan llegando seis vuelos diarios desde ese país al aeropuerto John F. Kennedy (JFK) de Nueva York “y no hemos hecho absolutamente nada”.

“Para mi esto es reprensible porque es lo que ocurrió durante la primavera” cuando explotó la pandemia en EE.UU. dijo y afirmó que en este momento “la variante en el Reino Unido está llegando en aviones al aeropuerto JFK”.

“Ciento veinte países requieren una prueba. Nosotros no. Otros países europeos han impuesto una prohibición. Nosotros no la tenemos y hoy la variante está tomando un avión y aterrizando en el JFK. Cuántas veces en a vida tienes que cometer el mismo error antes de aprender” afirmó.

Recordó que la Autoridad de Puertos, que administra los puentes, carreteras y puertos de Nueva York y Nueva Jersey, no tiene la autoridad para prohibir pasajeros o vigilar su salud, que es una tarea del Gobierno federal.

El pasado 14 de diciembre el ministro británico de Sanidad, Matt Hancock, alertó sobre una “nueva variante” que se propaga con gran rapidez del SARS-CoV-2, el coronavirus que causa la covid-19, que había sido identificada en el Reino Unido.

Hancock aseguró que los científicos británicos habían detectado “una nueva variante de coronavirus que puede estar asociada a la propagación más rápida en el sur de Inglaterra”.

El gobernador pidió al Gobierno federal que considere múltiples restricciones a raíz de la nueva variante de la covid-19, incluida la imposición de pruebas obligatorias a las personas que viajen desde el Reino Unido a este país así como una nueva prohibición de viajar desde Europa.

De acuerdo con Cuomo, las acciones que recomienda tienen su fundamento en las lecciones aprendidas en marzo, cuando el Gobierno federal tardó en imponer una prohibición de viaje europea que permitió que el virus se propagara sin control por todo el estado de Nueva York y el país.

El gobernador indicó además en su conferencia que en Nueva York hay 6.185 pacientes por la covid en los hospitales, 23 menos que el sábado, 822 nuevas admisiones y 123 muertes.

Estados Unidos ha registrado 17,7 millones de casos y más de 316.000 muertes por la covid-19, más que en ningún otro país del mundo en términos absolutos, de acuerdo con el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins.

Cuomo ordena cerrar de noche bares y restaurantes para frenar segunda ola de COVID-19 en Nueva York

El gobernador de Nueva York Andrew Cuomo anunció este miércoles nuevas medidas de restricción para tratar de frenar la consolidación de una segunda ola de contagios por coronavirus. A partir de este viernes, bares y restaurantes autorizados por la Autoridad Estatal de Bebidas Alcohólicas deberán cerrar a las 10 p.m., al igual que los gimnasios, mientras que las reuniones o fiestas privadas en casas y apartamentos quedan limitadas a 10 personas

El Gobernador anticipó que, de ser necesario, se barajan medidas más enérgicas, como prohibir comer en el interior de bares y restaurantes, para volver a controlar la propagación del virus que produce la COVID-19.

El cierre desde el viernes a las 10 p.m. cubre en general a todos los bares y restaurantes que durante la pandemia y como incentivo a su recuperación, fueron autorizados a vender bebidas alcohólicas.

El anuncio de nuevas medidas coincide con el pronunciamiento que hizo el alcalde Bill de Blasio, quien nuevamente advirtió este miércoles que una segunda ola en la ciudad era inminente.

A través de Twitter De Blasio reveló que la tasa promedio de siete días de resultados positivos en las pruebas en toda la ciudad fue de 2.52%, una tasa vista por última vez a principios de junio, cuando la ciudad empezó a reabrir negocios no esenciales luego del devastador azote de la pandemia en la primavera.

“Esta es nuestra ÚLTIMA oportunidad de detener una segunda ola”, escribió de Blasio en Twitter. “Podemos hacerlo, pero tenemos que actuar AHORA”.

Indicadores del coronavirus en NYC

El alcalde de Nueva York ofreció las siguientes cifras sobre la evolución del virus hasta este miércoles:

  • 94 pacientes ingresados en el hospital.
  • 817 casos nuevos.
  • La tasa de infección promedio de 7 días es 2.52%.

Nueva medida causa confusión

El nuevo toque de queda para bares y restaurantes que entra y vigor desde este viernes, produjo la inmediata reacción de la NYC Hospitality Alliance, la asociación que representa a la industria en la ciudad.

“En el momento del anuncio, el Estado o la Ciudad no han proporcionado a los restaurantes detalles importantes sobre las nuevas restricciones en sus negocios. No saben si las restricciones se aplican a las comidas en el interior o las que se sirven al aire libre, y si los clientes deben salir del restaurante antes de las 10:00 p.m. o si pueden terminar sus comidas después, lo que está creando más confusión. Esperamos que se precise esa información de inmediato”, dijo a través de un comunicado Andrew Rigie, director ejecutivo de la asociación.

La NYC Hospitality Alliance, una entidad sin fines de lucro fundada en 2012 para representar y brindar servicios a restaurantes y establecimientos de vida nocturna en los cinco condados.

Rigie agregó que, estas nuevas restricciones deben justificarse públicamente con datos de rastreo de contactos porque harán aún más difícil la supervivencia de estos pequeños negocios. “Exigimos que nuestros líderes electos brinden apoyo financiero a los restaurantes y bares de nuestra ciudad antes de que cierren permanentemente y dejen sin trabajo a decenas de miles de neoyorquinos”, advirtió.

Los casos aumentan en la ciudad y en el estado

Durante el mes de octubre la Ciudad reportó varios focos del virus en vecindarios de Brooklyn y Queens, desde entonces los casos se han ido incrementado en los cinco condados, incluido Staten Island. De acuerdo con las autoridades de salud, semana pasada, la ciudad de Nueva York registró un promedio de 1,142 casos por día, un aumento del 77% con respecto a las dos semanas anteriores.

Hasta el martes, según el reporte que emite a diario el gobernador Cuomo, en el estado de Nueva York, la tasa promedio de siete días de resultados positivos en las pruebas fue de 2.23%, la cifra más alta desde principios de junio, cuando el estado estaba haciendo menos pruebas que ahora. Este miércoles, el estado reportó 1,628 hospitalizaciones, su total más alto desde mediados de junio. El número de personas hospitalizadas en el estado alcanzó su punto máximo en abril, con varios días en los que superó las 18.000.

Vuelven restricciones en Nueva Jersey y Connecticut 

El repunte del virus ha sido alertado no sólo por las autoridades de Nueva York sino también por las de los estados vecinos, Nueva Jersey Connecticut, región que, al inicio, fue el epicentro de la pandemia.

El gobernador de Nueva Jersey, Philip D. Murphy dispuso nuevos límites al expendio de comidas en interiores de bares y restaurantes que comienzan este jueves por la noche. Murphy declaró que por ahora busca evitar los cierres radicales que paralizaron la economía de la región en marzo. Nueva Jersey ha visto sus hospitalizaciones más del doble en el último mes, de 653 a 1.801, un umbral que se cruzó por última vez en junio.

En Connecticut, las autoridades de salud reportaron que el número de personas hospitalizadas con el virus aumentó, en las áreas donde el brote fue menos severo en la primavera y donde se reabrieron las actividades un poco más rápido.

El gobernador Ned Lamont anunció que ha limitado todas las reuniones privadas en el estado a 10 personas, también ha reducido los límites de capacidad en los restaurantes y ha permitido que los municipios más afectados vuelvan a imponer límites a otros negocios.

De acuerdo con el periódico Hartford Courant, el estado ahora tiene 548 pacientes hospitalizados, su total más alto desde el 29 de mayo. Así mismo, informó este miércoles que la tasa promedio de siete días de resultados positivos en las pruebas fue del 4.1 por ciento, su tasa más alta desde el 1 de junio.

En conjunto, las autoridades de los tres estados han coincidido que podrían radicalizar las medidas restrictivas, lo que resulta en un retroceso después del gradual proceso de reapertura. Por otro lado, las bajas temperaturas en toda la región hacen temer que el virus se propague más rápidamente.

Cuomo cree que el gobierno podría compartir con ICE datos de receptores de la vacuna anti-COVID-19

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, advirtió ayer lunes que la Administración Trump podría usar información de quienes se pongan la vacuna del coronavirus para perseguir a inmigrantes indocumentados.

“El Gobierno federal acaba de enviar un acuerdo de formulario de intercambio de datos a los estados. Este es solo otro ejemplo de cómo intentan extorsionar al estado de Nueva York para obtener información que puedan usar en el Departamento de Seguridad Nacional e ICE y que usarán para deportar personas. Eso es lo que es esto. No lo haré”, dijo el demócrata en una conferencia telefónica.

Según Cuomo, la Administración Trump ha pedido a los estados que reciban la vacuna participar en un acuerdo para compartir datos de quienes se pongan la vacuna.

“Quieren el nombre, quieren la dirección, quieren la fecha de nacimiento, quieren la etnia, quieren la raza, el sexo y quieren el número de identificación“, aseguró el gobernador neoyorquino. Aportar esta información sería necesario para que los estados reciban la vacuna cuando este.

El acuerdo sería que agencias como la red de Centros para la Prevención y Control de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) tengan acceso a la información, pero Cuomo dice que teme que agencias de inmigración como ICE también tengan acceso a esos datos.

“Ya he pasado por esto antes”, aseguró el demócrata. “Esta es una administración que ha sido implacable desde el primer día con el muro en su búsqueda de indocumentados”.

El gobernador dice que prefiere establecer un programa público estatal que gestione el programa de vacunación, pero agrega que el Gobierno federal no ha aceptado proporcionar fondos para ello.