Tag: APROBACIÓN

Republicanos en el Senado de EEUU se preparan para votar nuevo paquete de estímulo

Los republicanos del Senado se están preparando para aprobar esta semana un plan de recuperación mucho menos ambicioso del que presentaron hace unas semanas. Lo harían sin los demócratas, que ya se han opuesto contundentemente a una financiación de menos de dos billones de dólares.

El líder de la mayoría en la Cámara alta, Mitch McConnell, se mostró escéptico ante la idea de que el Congreso alcance un acuerdo antes de noviembre porque, según dijo, “el espíritu de cooperación que teníamos en marzo y abril se ha disipado a medida de que nos acercamos a las elecciones“.

La cantidad que están barajando los republicanos está entre los $500,000 millones y los $700,000 millones, tal y como informó Axios, que cita a fuentes cercanas a las negociaciones.

La mayoría de los senadores republicanos, especialmente quienes se juegan su escaño el próximo noviembre, están de acuerdo en que deben hacer algo para amortiguar el golpe económico de la pandemia. Sin embargo, dentro del propio partido están en desacuerdo sobre cómo debería ser la legislación.

Es por ello que, según comenta el citado medio, han decidido reducir la cuantía del proyecto de ley para conseguir un apoyo más amplio de los republicanos. La propuesta incluiría dinero para las escuelas, protecciones de responsabilidad generalizadas y beneficios de desempleo reestructurados.

Sin embargo, muchos republicanos esperan en privado que esta propuesta tampoco consiga los apoyos para poner contra las cuerdas a los demócratas, cuyos representantes aprobaron la Ley Héroes (de más de tres billones de dólares) en mayo.

¿Por qué el congreso americano no ha aprobado el nuevo paquete de ayuda económica?

Se espera que los republicanos del Senado introduzcan un “ligero”paquete de estímulo del coronavirus que podría incluir US$10,000 millones destinados a aliviar la crisis económica de la oficina de correos de Estados Unidos (USPS) y US$300 semanales como parte del seguro por desempleo, similares a los firmados por la acción ejecutiva del presidente Donald Trump, informó el sitio Web Politico, el lunes 17 de agosto.

La capacidad de USPS para servir durante las próximas elecciones presidenciales y las preocupaciones sobre su capacidad de manejar el aumento de boletas electorales enviadas por correo, han dirigido el debate sobre el nuevo proyecto de ley hacia una nueva dirección. 

El domingo 16 de agosto, la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, dijo que interrumpirá el receso de la cámara baja para realizar una votación sobre la legislación independiente que detendría los cambios que dañan al Servicio Postal de Estados Unidos. Sin embargo, todavía es incierto si también se votará sobre el nuevo paquete económico, el cual podría incluir el envío de un segundo cheque. 

El Senado suspendió la sesión siguiendo los pasos de la Cámara de Representantes, y tienen planeado regresar el 8 y el 14 de septiembre, respectivamente. Se espera que la legislación en torno a USPS llegue el sábado 22 de agosto, después de la Convención Nacional Demócrata, que comenzó el lunes 17 de agosto y se extenderá hasta el jueves 20 de agosto.

Cuando sea que se vayan a reanudar las negociaciones sobre el próximo paquete económico, está claro que ambas partes están tratado de aprobar un proyecto de ley completo, aunque estén en desacuerdo sobre lo que esto significa. Estas son cinco razones por las que creemos que se aprobará un nuevo proyecto de ley de estimulo económico. 

Ambos lados quieren reiniciar negociaciones

Todos los conflictos y señalamientos han revelado algo, que tanto demócratas como republicanos reconocen la necesidad de otro paquete de rescate económico para ayudarle a las personas a recuperarse de la crisis provocada por la pandemia de coronavirus y sus consecuencias.

Sin embargo, a pesar de haber firmado cuatro acciones ejecutivas, el presidente Donald Trump tuiteó el 14 de agosto su apoyo ––al mismo tiempo que criticó a los demócratas–– para la aprobación de un nuevo proyecto de ley, incluyendo la reapertura de las escuelas como parte de su agenda personal. 

“No podemos esperar hasta el 30 de septiembre”, dijo Pelosi el 13 de agosto sobre la aprobación del proyecto de ley de estímulo. “La gente morirá”.

Las directivas del presidente, conformadas por una orden ejecutiva y tres memorandos, abarcan temas como el beneficio de desempleo máximo de US$400, examinan las protecciones contra desalojos, el aplazamiento de los pagos de los préstamos estudiantiles y proponen un recorte de impuestos sobre la nomina. 

El líder del Senado de EEUU abre la puerta a nuevos cheques de estímulo

Los ciudadanos de la Unión Americana continúan en la espera de la aprobación del nuevo paquete económico, con el cual se plantea dar cara a la crisis laboral y económica desatada tras el brote de coronavirus, pues la mayoría de los beneficios pertenecientes a la Ley CARES están a punto de llegar a su fin.

Entre los beneficios que ofrece la Ley CARES, el máximo rescate económico en la historia del país hasta el momento, se encuentran ayudas semanales de 600 dólares para los desempleados, la condonación de préstamos estudiantiles, préstamos para pequeñas empresas y cheques de estímulo, sólo por mencionar algunos.

Estos cheques de estímulo fueron una ayuda económica de 1,200 dólares por parte del Servicio de Rentas Internas (IRS por sus siglas en inglés), los cuales, tanto contribuyentes como no contribuyentes tenían derecho a solicitar. Sin embargo, un pago único de 1,200 dólares no ha resultado ser suficiente para dar cara a la recesión en la que se encuentra sumergido el país, por lo que muchos estadounidenses esperan que en el próximo rescate económico se tenga en cuenta una segunda ronda de cheques de estímulo.

Mitch McConnell, líder del Senado abre la puerta a nuevos cheques

Aunque aún no hay nada meramente confirmado, el líder del Senado, Mitch McConnell, ha dejado la puerta abierta a la aprobación de segundo cheque de estímulo, pues incluso el Presidente de la Nación, Donald Trump, se ha mostrado a favor de estos, de hecho, el mandatario señaló que espera que se apruebe una cantidad más elevada a comparación de los deseos de los demócratas, quienes tienen en mente un cheque de 1,200 dólares.

Sin embargo, todo parece indicar que, en dado caso de que se apruebe el segundo cheque de estímulo, este estaría dirigido especialmente para las personas de bajos recursos, es decir, aquellos cuyos ingresos anuales sean menores a los 40,000 dólares. “Creo que las personas que han sido las más afectadas son las que ganan alrededor de $ 40,000 al año o menos. (…) Eso podría ser parte de esto (el paquete económico”, señaló McConnell.