Los Angeles Lakers fueron implacables la noche de ayer domingo en el sexto juego de las Finales para apalear al Miami Heat con marcador 106-96 y así llevarse su histórico título 17 de la NBA con lo que empatan a Boston Celtics como la franquicia más ganadora y LeBrón James cumplió así la promesa que le hizo al fallecido Kobe Bryant.

Desde el inicio, la poderosa ofensiva de los Lakers domino el encuentro con LeBron James como líder, mientras que la defensiva angelina apagó al “Calor” de Miami y su ofensiva comandada por Jimmy Butler.

Desde la primera parte se consumo la paliza de los angelinos sobre los de Florida ya que la diferencia fue tal que el segundo cuarto terminó 64-36, con 32 puntos de ventaja para los Lakers

LeBron James fue el mejor jugador de la noche con un triple doble de 19 puntos, 12 rebotes y 10 asistencias, y consiguió así ser el MVP, por cuarta vez en su historia; el originario de Akron, Ohio ahora es el jugador con más partidos disputados en la historia de los Playoffs de la NBA; superó a Derek Fisher.