Tag: CIUDADANOS

Encuesta: mayoría de estadounidenses apoya que indocumentados puedan conseguir la ciudadanía

Un 60% de los estadounidenses apoyan que los inmigrantes indocumentados puedan conseguir la ciudadanía en ocho años, tal y como propone el presidente Joe Biden en su reforma migratoria, según una encuesta reciente.

Politico y Morning Consult lanzaron este miércoles una pesquisa que revela que un 32% de los votantes registrados “apoya enérgicamente” un camino a la ciudadanía para los 11 millones de indocumentados que se calcula que hay en el país, mientras que otro 28% lo “apoya de alguna manera”. Un 28% se opone, de los cuales un 14% lo hace “enérgicamente”. Un 16% no opinó.

La encuesta da un espaldarazo a los demócratas que están luchando por conseguir que la reforma migratoria del mandatario salga adelante en el Congreso.

La inmigración ha sido normalmente un tema controvertido en la política estadounidense. Los legisladores llevan años declarando que quieren aprobar una reforma migratoria integral, pero no lo han conseguido debido a las disputas partidistas.

El proyecto de ley demócrata propone un camino a la ciudadanía para los jóvenes que llegaron a Estados Unidos con sus padres cuando eran menores (y que se conocen como dreamers). También permitiría que los trabajadores agrícolas y las personas con Estatus de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en inglés) consigan rápido sus green cards y que los indocumentados puedan hacerlo al cabo de cinco años.

Cada uno de estos grupos podría tratar de conseguir la ciudadanía tres años después de recibir la residencia permanente.

La encuesta que se conoció este miércoles muestra que otros aspectos de la reforma también gozan de popularidad entre los estadounidenses como dar fondos para aligerar la acumulación de solicitudes de asilo (51%), establecer una infraestructura de procesamiento de refugiados en Centroamérica (54%) y proporcionar más fondos para aumentar la plantilla de jueces de inmigración (53%).

A pesar del apoyo de la sociedad estadounidense, la propuesta de ley enfrentará la enorme y complicada tarea de conseguir votos de miembros del partido republicano necesarios para aprobarla.

Los estadounidenses desafiaron la pandemia y acuden a las urnas

Millones de estadounidenses abandonaron este martes la seguridad de sus casas para salir a las calles y, entre abundantes medidas biosanitarias, depositar su voto en las urnas de cara a unas elecciones que presagian una participación histórica.

Las primeras urnas abrieron en la Costa Este del país a las seis de la mañana -una hora antes en Vermont- y desde entonces cientos de miles de ciudadanos se han sumado a los más de cien millones que, según la organización US Election Project, ya habían depositado su voto de manera anticipada.

Aunque apenas se han registrado incidentes relevantes hasta el momento, sí se han producido algunas denuncias de irregularidades. 

El Buró Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés) estaría investigando una serie de misteriosas llamadas automáticas instando a las personas a quedarse en casa el día de las elecciones, reportó la agencia Reuters, citando a un funcionario del Departamento de Seguridad Nacional. Por otro lado, informa el diario The New York Times, un magistrado ha ordenado a las Fuerzas de Seguridad acudir a doce centros de correos en Washington D.C. donde se estima que aguardan unas 300.000 boletas que no habrían sido procesadas aún.

Ilustración Donald Trump y Joe Biden, cara a cara.

EN VIVO La jornada se desarrolla en calmaEn este blog encontrará información en tiempo real sobre las elecciones presidenciales de Estados Unidos, con una completa cobertura de la histórica jornada electoral este martes 3 de noviembre. 

Sin embargo, más allá de esos dos episodios, por el momento no se han registrado incidentes de gravedad. Autoridades de todo el país se han preparado para posibles choques violentos o actos de intimidación del electorado, algo que no había sucedido a falta de tres horas para que empezaran a cerrar las primeras urnas. 

En cuanto a los candidatos, debido a la nueva realidad impuesta por la pandemia, ninguno de los dos regaló a los reporteros la tradicional imagen en el centro de votación, puesto que ambos lo hicieron de manera anticipada. Sin embargo, ninguno de se quedó cruzado de brazos hoy.

El presidente Trump visitó la sede de su campaña en Arlington, Virginia. Allí, el mandatario comentó a los reporteros que  “todavía no estaba pensando en un discurso de concesión o de aceptación” y apuntó que “perder nunca es fácil”. Desde  el mediodía, su agenda oficial no muestra ningún otro evento previsto.

Por su parte, Joe Biden decidió empezar la jornada en su ciudad natal -Scranton, en Pensilvania- donde visitó el hogar de su infancia y declaró: “Desde esta casa a la Casa Blanca, con la gracia de Dios”. El demócrata, que visitó la tumba de su hijo Beau Biden y fue a misa esta mañana, dijo que pasará el resto de su día en Pensilvania.

Marco Rubio propone ley para dar ayuda federal a ciudadanos de familias con estatus migratorio mixto

El senador Marco Rubio, republicano de Florida, presentó este jueves un proyecto de ley para que tanto los ciudadanos estadounidenses casados con una persona indocumentada como los menores hijos de un padre o madre ciudadana (y otro indocumentado) aún puedan recibir el cheque de estímulo de $1,200 dólares que recoge la ley Cares, según una exclusiva de Newsweek.

La Ley de Alivio del Coronavirus para Ciudadanos Estadounidenses, que presenta con el senador de Carolina del Norte Thom Tillis, enmendaría la Ley Cares de forma que en declaraciones conjuntas de familias de estatus migratorio mixto, el cónyuge que es ciudadano pueda recibir su cheque de estímulo.

El cambio propuesto eliminaría el requisito de que ambos estén obligados a tener un número de seguridad social (SSN, por sus siglas en inglés), aunque el dinero solo llegaría al que sí lo tiene. Es decir, el ciudadano estadounidense de la pareja cobraría como si hubiera presentado una declaración individual.

Este tipo de familia también recibiría los $500 dólares adicionales por cada menor dependiente que sea ciudadano y que tenga al menos un progenitor que también lo sea.

Por tanto, con la propuesta de Rubio seguirían quedando fuera las familias con dos padres indocumentados, aunque sus hijos sean ciudadanos estadounidenses.

A ningún estadounidense se le debe negar un cheque de estímulo federal porque está casado con una persona extranjera que no es ciudadana“, dijo Rubio a Newsweek. “En medio de una pandemia global, debemos asegurar que los estadounidenses están recibiendo los fondos federales que le corresponden para sacar a sus familias a flote durante esta crisis nacional”, añadió.

Marco Rubio se enteró del problema el mes pasado durante una entrevista en Telemundo. El republicano latino dejó claro que la ley no se había escrito para excluir a los ciudadanos estadounidenses en función de con quien se casan. Por ello, solicitó ejemplos a la cadena hispana y se comprometió a tomar cartas en el asunto.

window.dataLayer = window.dataLayer || []; function gtag(){dataLayer.push(arguments);} gtag(‘js’, new Date()); gtag(‘config’, ‘UA-80000477-2’);

Pompeo: haremos lo posible para repatriar a ciudadanos americanos detenidos por Maduro

Mike Pompeo aseguró que “utilizaremos todas las herramientas disponibles para traer de regreso” a los estadounidenses detenidos por el régimen de Maduro.

El Secretario de Estado de los Estados UnidosMike Pompeo dijo que el gobierno estadounidense trabajará para repatriar a sus ciudadanos que fueron detenidos el pasado domingo 3 de mayo, por el régimen de Nicolás Maduro.

“Si el régimen de Maduro decide retenerlos, utilizaremos todas las herramientas que tengamos disponibles para tratar de traerlos de regreso”, dijo Pompeo este miércoles en rueda de prensa.

Asimismo, el Secretario de Estado reiteró que EEUU no participó en ninguna de las acciones militares vinculadas a la Operación Gedeón. “Si hubiéramos estado involucrados, habría sido diferente”, aseveró.

El régimen venezolano afirmó que detuvo a dos estadounidenses a quienes acusa de participar en una incursión por mar perpetrada con el fin de arrestar al dictador Nicolás Maduro.

La televisión estatal venezolana no proporcionó los nombres de los estadounidenses, pero el exboina verde Jordan Goudreau, quien radica en Florida, dijo el lunes que estaba trabajando con los dos hombres en una misión lanzada el día anterior con la que se pretendía “liberar” a Venezuela. Goudreau se adjudicó la responsabilidad de la operación del domingo, en la que murieron ocho personas, según el régimen.

Los estadounidenses arrestados por la dictadura venezolana fueron identificados por Goudreau como Luke Denman y Aaron Berry. Los tres fueron desplegados en Irak y Afganistán por el ejército estadounidense.

Un venezolano que también fue detenido, de quien se dijo se llama Josnars Adolfo Baduel, afirma en un video difundido por la televisión estatal que entre los arrestados había dos estadounidenses. En un video publicado en la cuenta de Twitter de Diosdado Cabello, el jefe del partido socialista acusado de narcotráfico por Estados Unidos, se ve a Baduel mientras habla con un agente de seguridad.

Goudreau dijo que los hombres formaban parte de una supuesta misión llamada “Operación Gedeón” lanzada el domingo antes del amanecer en la que se pretendía llegar en botes a una playa cerca del puerto de La Guaira.