Tag: COVID-19 EN ALEMANIA

Alemania se enfrenta a una recaída de la economía y los expertos reducen su crecimiento para 2021

El Instituto de Investigación Económica de Múnich (Ifo) ha actualizado sus previsiones macroeconómicas para Alemania y ha rebajado en nueve décimas la estimación de crecimiento del producto interior bruto (PIB) en 2021, hasta el 4,2%, según ha informado este miércoles. La institución advierte que “es probable que la recuperación económica de Alemania se haya detenido por el momento y que el producto interno bruto se contraiga nuevamente en el último trimestre”.

Por otro lado, la proyección para 2020 se ha ajustado en una décima a la baja, hasta el -5,1%, mientras que el crecimiento previsto para 2022 se ha elevado en ocho décimas, desde el 1,7% anterior hasta el 2,5%.

“Los recientes confinamientos en Alemania y en otros países están retrasando la recuperación. La producción de bienes y servicios no alcanzará sus niveles precrisis hasta finales de 2021”, ha afirmado el subdirector del Ifo y máximo responsable de pronósticos, Timo Wollmershäuser.

De acuerdo con el instituto germano, la recuperación económica se ha detenido por el momento ya que el PIB “probablemente” se contraiga de nuevo en el cuarto trimestre de 2020. La caída será “muy desigual” entre los diferentes sectores económicos. Mientras que hoteles y restaurantes registrarán caídas de doble dígito, la industria manufacturera continuará su recuperación.

En consecuencia, las inversiones y las exportaciones deberían seguir creciendo en el cuarto trimestral mientras que el consumo de los hogares se contraerá, de acuerdo a las estimaciones del Ifo. El descenso del consumo se compensará en parte por el incremento previsto del IVA en 2021, que provocará que ciertas compras se adelanten a diciembre.

Precisamente, ayer miércoles entra en vigor una nueva cuarentena al que implica el cierre de negocios no esenciales, la prohibición de reuniones en Año Nuevo y la recomendación para el trabajo y educación en casa, por el repunte de contagios padecido en las últimas semanas.

En lo que respecta al mercado laboral, el Ifo espera que la tasa de paro media en todo 2021 se mantenga igual en que la de 2020, situada en el 5,9%. No será hasta 2022 cuando la tasa descienda hasta el 5,5%, lo que supondrá que 2,5 millones de alemanes seguirán en situación de desempleo.

Alemania vuelve a cerrar comercios y colegios ante el repunte de contagios del virus chino

Alemania volverá a partir del miércoles y hasta el 10 de enero al “confinamiento duro”, con comercios no esenciales y colegios cerrados, para atajar la propagación del coronavirus que pese a mes y medio de restricciones alcanzó esta semana cifras récord.

El Gobierno central y los estados federados acordaron este paso en una videoconferencia de urgencia celebrada este domingo para evitar el colapso del sistema sanitario, atendiendo a los llamamientos de los expertos y tras la cascada de medidas regionales que se han ido adoptando en los últimos días.

“Es el día de hacer lo necesario”, aseguró la canciller alemana, Angela Merkel, en una rueda de prensa convocada de urgencia para anunciar las nuevas medidas, en la que argumentó que las restricciones previas “no han sido suficientes”.

La canciller, que destacó que se trata de evitar la “sobrecarga del sistema sanitario” reduciendo al máximo los contactos interpersonales, reconoció que las restricciones afectan severamente a “mucha gente”.

Cierre de comercios no esenciales

El acuerdo incluye el cierre de todos los establecimientos comerciales considerados no esenciales, que se suman al ocio, la cultura y la gastronomía, que suspendieron su actividad a principios de noviembre.

Los colegios y las guarderías permanecerán asimismo cerradas tres semanas y media, dejándose la puerta abierta a la educación a distancia y estableciéndose retenes de guardia en algunos centros para casos excepcionales, como hijos de padres con profesiones esenciales.

Las reuniones seguirán limitadas a cinco personas de dos domicilios (sin contar los menores de 14 años), aunque las condiciones se relajarán levemente entre el 24 y 26 de diciembre para permitir encuentros familiares (aunque no en Nochevieja, Año nuevo y Reyes).

Para Nochevieja y Año nuevo se va a decretar una “prohibición de reunión” nacional en espacios públicos y se va a prohibir la venta y uso de productos pirotécnicos, algo tradicional en esas fechas. Además se recomienda el trabajo desde casa, se recomienda no viajar ni dentro ni fuera del país, se restringen los oficios religiosos mediante medidas de higiene y distanciamiento y se prohíbe el consumo de alcohol en lugares públicos.

Las medidas de seguridad se extremarán además en las residencias de personas mayores, donde se realizarán varios test semanales a los profesionales sanitario y, en regiones con mayor incidencia, también a los visitantes.

El ministro de Finanzas, Olaf Scholz, avanzó por su parte la prolongación y mejora de las ayudas financieras puente para empresas y autónomos, con el objetivo de asegurar la liquidez a los perjudicados por los cierres.

Cifras en máximos

La decisión supone una victoria de las tesis de Merkel, que había abogado desde hace semanas por endurecer las restricciones. Pero las competencias en ese ámbito recaen en los estados federados, que hasta el momento se habían resistido a un confinamiento duro o no habían sido capaces de consensuar una postura unificada. Alemania registró en las últimas 24 horas 20.200 nuevos contagios por Covid-19 y 321 muertes, según cifras del Instituto Robert Koch (RKI), centro epidemiológico de referencia.

El récord en ambas categorías se produjo este viernes, con 29.875 nuevos casos y 598 víctimas mortales. Este sábado se comunicaron unas cifras ligeramente inferiores: 28.438 nuevos casos de covid y 496 muertes.

En los últimos siete días se han contabilizado 140.383 casos en Alemania -el país más poblado de la UE con 83,2 millones de habitantes-, con lo que la incidencia acumulada en ese período para el conjunto del país es de 169,1 casos por cada 100.000 habitantes.

En total, Alemania ha registrado 1.320.716 contagios por coronavirus (más del 1,5 % de la población), de los que 21.787 han fallecido. El RKI estima que la cifra de recuperados se eleva ya a 967.900 personas, mientas que unos 330.000 están ahora mismo infectados por el Sars-CoV2.

Alemania: Temen que haya 20.000 infecciones diarias del Coronavirus en navidad

La canciller federal de Alemania, Angela Merkel, se ha mostrado muy preocupada por el actual desarrollo de la epidemia de coronavirus en Alemania y expresado su temor a que las cifras se disparen en los próximos meses como sucede actualmente en Francia o España. Si no se combaten eficazmente los focos locales «tendremos en Navidades 19.200 infecciones diarias», advirtió Merkel.

Es necesario evitar a toda costa que el número de contagios aumente en las próximas semanas «de forma exponencial», añadió la canciller, que puso además en duda la voluntad del gobierno regional de la ciudad estado de Berlín de tomar medidas drásticas si el número de infecciones en la capital alemana sigue incrementándose como hasta ahora. «En Berlín tiene que pasar algo», afirmó tajantemente la jefa del gobierno germano, preocupada por la posibilidad de que los contagios alcancen los niveles que se registran en Madrid o París.

El céntrico distrito de Berlín-Mitte es, junto a otras tres circunscripciones en Alemania, el único lugar en el que la tasa de infección supera actualmente los 50 casos por cada 100.000 habitantes, según el registro del Instituto Robert Koch (RKI), responsable de coordinar las medidas nacionales contra la epidemia.

El instituto de virología atribuye el fuerte incremento a gente joven, viajeros internacionales y los participantes en fiestas, que se contagian entre sí y propagan el virus en sus hogares y familias. Otros distritos de la capital alemana como Neukölln, Tempelhof-Schöneberg, Friedrichshain-Kreuzberg o Charlottenburg-Wilmersdorf se acercan peligrosamente al límite con el que el RKI marca las regiones de riesgo.

En Alemania se registraron hoy 1.192 nuevos casos certificados de coronavirus, aunque la cifra es imprecisa, ya que el fin de semana se contabilizan los contagios de manera deficiente. El sábado fueron 2.507 los nuevos casos contabilizados, la cifra más elevada desde finales de abril pasado.

Merkel subrayó además la necesidad de sentar prioridades ante la pandemia. «Mantener la economía en funcionamiento y los colegios y guarderías abiertos. El fútbol es completamente secundario», dijo la política conservadora alemana en referencia al empeño de los equipos de la Bundesliga en permitir de nuevo el acceso de público a sus tribunas, aunque sea en número reducido.

La canciller señaló como problemáticos focos de propagación de la enfermedad las fiestas privadas, las visitas a los locales gastronómicos y las ceremonias religiosas. Es el caso del brote registrado en una fiesta familiar en la localidad germano occidental de Bielefeld que ha obligado a poner en cuarentena domiciliaria a 1.700 personas y al cierre de diez colegios. Un total de 36 personas que participaron en una fiesta privada celebrada en esa localidad han dado positivo hasta ahora de coronavirus. Tras rastrear a sus personas de contacto las autoridades dictaron la orden de cuarentena para ese casi millar de afectados.