Aunque el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pidió ayer por Twitter que se proceda con la aprobación de nuevos cheques de estímulo, sus expresiones no tienen carácter vinculante en medio de las negociaciones entre demócratas y republicanos que, al momento, se encuentran paralizadas.

“He ordenado a @stevenmnuchin1 que se preparen para enviar pagos directos ($3,400 para una familia de cuatro) a todos los estadounidenses. LOS DEMÓCRATAS ESTÁN AGUANTANDO ESTO!”, lee uno de los mensajes compartidos ayer en su cuenta en la red social.

Pero, aunque se escucha un emplazamiento contundente, el mensaje con un llamado directo al secretario del Departamento del Tesoro, Steven Mnuchin, sería otro más del presidente para acumular a su lista de entradas en Twitter.

La realidad es que el Senado se encuentra en receso legislativo hasta el 8 de septiembre, luego del “Labor Day”.

Antes de eso, es muy poco probable que los legisladores alteren su agenda para regresar al Congreso.

De hecho, esta semana no hubo ni una reunión en persona entre las partes que examinan el borrador de la propuesta republicana de rescate económico conocida como “HEALS Act”, reportó FOX News.

Este jueves, líderes de ambos partidos indicaron que un acuerdo está lejos de materializarse.

Así las cosas, las expresiones virtuales de Trump no serían más que eso, además de otra estrategia para exponer a sus rivales políticos.

Principal obstáculo

Todo apunta a que la principal disyuntiva recae en el monto total del paquete que está siendo evaluado.

Los demócratas están pidiendo que se asignen $2 billones para implementar el plan de estímulo. La legislación que aprobaron los miembros del partido en la Cámara de Representantes, “HEROES Act”, se estimó en unos $3.7 billones de dólares. Pero, en aras de subsanar las diferencias sobre la cantidad de dinero, apostaron a los $2 billones. Los republicanos se inclinan a una inversión de $1 billón de dólares.

Cuando el presidente lanzó la cifra de $3,400 dólares por una familia de cuatro como parte de sus mensajes en Twitter, se refería a la suma de las cifras incluidas bajo la propuesta de su partido (HEALS Act).

Es decir, $1,200 por individuos o $2,400 por pareja, más $500 dólares por dos dependientes.

En el caso de la ley HEROES, los demócratas proponen un pago más generoso por dependientes hasta un máximo de tres; específicamente, $1,200 por cada uno.