La pandemia de coronavirus ha elevado el déficit presupuestario federal de Estados Unidos por encima de los 3 billones de dólares durante los primeros 11 meses del año fiscal 2020, más del doble del récord anterior en un año, dijo el viernes pasado el Departamento del Tesoro.

El déficit presupuestario para agosto fue de 200.000 millones de dólares, igualando la cifra del mismo mes en 2019 y por debajo del pronóstico de analistas de 245.000 millones de dólares en un sondeo de Reuters. Sin embargo, 55.000 millones de dólares en pagos de beneficios se trasladaron a julio porque agosto comenzó en un fin de semana.

El déficit de 3,007 billones de dólares en lo que va del año fue casi el triple del de 1,067 billones de dólares para el período comparable del año anterior, impulsado por un aumento en el gasto público para combatir las consecuencias económicas de la pandemia de coronavirus.

El récord anterior de déficit a 11 meses fue de 1,37 billones de dólares en agosto de 2009, durante la crisis financiera y la recesión. El déficit total del año fiscal 2009 ascendió a 1,4 billones de dólares.

El año fiscal 2020 finaliza el 30 de septiembre.