El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha reemplazado a Glenn Fine, inspector general en funciones del departamento de Defensa y coordinador de los diversos órganos de control a las ayudas públicas ofrecidas por el gobierno para hacer frente a la pandemia, confirmaron fuentes oficiales este martes.

“Ayer el presidente nominó al señor Jason Abend para el puesto de inspector general del departamento de Defensa (…). El señor Fine ya no forma parte del Comité de Control a la Respuesta a la Pandemia”, explicó a la Voz de América Dwerna Allen, portavoz del órgano de control del Pentágono.

Hasta que el Senado confirme el nombramiento de Abend, el cargo será ocupado de manera interina por el actual inspector general de la Agencia de Protección Medioambiental (EPA), Sean W. O’Donnell, quien trabajará temporalmente para ambos departamentos.

Las Oficinas del Inspector General son órganos de fiscalización del gobierno pero independientes, cuya misión es supervisar la buena gestión de las distintas agencias federales.

El mes pasado, los responsables de las distintas agencias de control del gobierno acordaron nombrar a Fine como coordinador del equipo llamado a velar por el buen uso de los miles de millones de dólares destinados a paliar la crisis creada por el coronavirus.

El enorme paquete de rescate económico aprobado en Estados Unidos para ayudar a las empresas y gobiernos estatales afectados por la crisis del coronavirus conlleva reglas que buscan garantizar que el dinero sea empleado juiciosamente para estimular la economía.

Sin embargo, abundan las sospechas de que tales normas logren realmente evitar los abusos que caracterizaron los rescates financieros del pasado.

Ni el Pentágono ni la Casa Blanca han explicado aún los motivos del cese de Fine, quien volverá a ocupar su puesto como adjunto del Inspector General del departamento de Defensa.

Fuente: La Voz de América.com