Tag: JUICIO GEORGE FLOYD

Juicio al expolicía Chauvin: confirman que George Floyd murió asfixiado

Un experto en pulmones testificó ayer jueves en el juicio del exoficial de policía de Minneapolis Derek Chauvin que George Floyd murió por falta de oxígeno, lo que dañó su cerebro y provocó que su corazón se detuviera.

El Dr. Martin Tobin, neumólogo y médico de cuidados intensivos del área de Chicago, detalló su opinión sobre la causa de la muerte de Floyd el 25 de mayo de 2020, reportada por CNN.

“El Sr. Floyd murió por un nivel bajo de oxígeno”, testificó Tobin. “Y esto le causó daño cerebral que vemos y también causó una arritmia PEA, que hizo que su corazón se detuviera”.

PEA significa actividad eléctrica sin pulso, “que es una forma particular de latido anormal del corazón, una arritmia”, explicó.

Tobin dijo que la rodilla de Chauvin en el cuello, la espalda y el costado de Floyd jugaron un factor en su muerte. Notó que la rodilla de Chauvin permaneció en el cuello de Floyd durante otros 3 minutos después de que no quedara oxígeno en su cuerpo. Los movimientos de la pierna de Floyd durante el arresto también indican que estaba experimentando una convulsión, dijo Tobin.

También compartió su opinión sobre la causa del bajo nivel de oxígeno en Floyd. “La causa del bajo nivel de oxígeno fue la respiración superficial. Respiraciones pequeñas. Volúmenes tidales pequeños. Respiraciones superficiales que no pudieron llevar el aire a través de sus pulmones hasta las áreas esenciales de los pulmones que llevan oxígeno a la sangre y deshacerse del dióxido de carbono”.

Tobin también testificó que el fentanilo no tuvo el efecto de “causar depresión de los centros respiratorios” en Floyd.

Tobin dijo que con el fentanilo, la frecuencia respiratoria de Floyd debería haber sido de 10, en cambio, la frecuencia era de 22, que es normal. “Básicamente, esto dice que no hay fentanilo a bordo que esté afectando sus centros respiratorios. No está afectando sus centros respiratorios”, dijo Tobin a la fiscalía.

Tobin notó que el rango normal de frecuencia respiratoria está entre 12 y 22. Tobin testificó que la frecuencia respiratoria de Floyd era 22 justo antes de perder el conocimiento.

El Dr. William “Bill” Smock, médico de emergencias con entrenamiento especializado en medicina forense, también testificó que Floyd murió debido a la falta de oxígeno en su cuerpo.

Con información de La Opinión.com

La pareja George Floyd confiesa que ambos eran adictos a los opiáceos

Ayer jueves, durante la cuarta jornada del juicio contra el expolicía Derek Chauvin por el asesinato del afroamericano George Floyd, la pareja de la víctima confesó que ambos eran adictos a los opiáceos. Otro de los testimonios, el de un paramédico, aseguró que Floyd ya estaba muerto cuando llegó al lugar de los hechos, y que estuvo en paro cardíaco mientras Chauvin asfixiaba su cuello. 

Con lágrimas en los ojos. Así empezó el testimonio de la pareja de George Floyd durante el cuarto día del juicio de Derek Chauvin, el expolicía acusado por la muerte del afroamericano. Durante su emotiva intervención, Courteney Ross explicó cómo la pareja se había vuelto adicta al consumo de opiáceos. 

“Nuestra historia es la clásica historia de cómo muchas personas se vuelven adictas a los opiáceos. Los dos sufríamos dolores crónicos, el mío en el cuello y el suyo en la espalda”, explicaba Ross ante la corte. 

Cuando los médicos dejaron de recetarles opiáceos para paliar el dolor ya era demasiado tarde: ambos se habían vuelto dependientes. No obstante, Ross hizo especial hincapié en las muchas veces que había intentado dejar su adicción.

En la audiencia de hoy, Ross también reveló que meses antes de su muerte, en marzo, Floyd fue hospitalizado por sobredosis, cuando fue interrogada por el abogado defensor, Eric Nelson.

Durante el cuarto día de juicio de Chauvin, la acusación se centró en retratar a George Floyd en su calidad de persona -cómo era, cómo lo veían-, por lo que el testimonio de su novia por más de tres años fue fundamental. Ella lo describió como una persona empática, un padre cariñoso y un amante del deporte. El objetivo de este retrato era alejar a Floyd de las estadísticas de adictos a las drogas y tratar de humanizarlo.