Tag: OEA

Almagro pide suspender a Nicaragua de la OEA tras “ruptura del orden democrático”

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, pidió el miércoles (09.06.2021) suspender la participación de Nicaragua en el bloque regional por lo que consideró una “arremetida sin precedentes” del gobierno de Daniel Ortega contra sus opositores.

En una carta divulgada en su cuenta en Twitter, Almagro consideró que en Nicaragua se produjo una “alteración del orden constitucional” según estipula la Carta Democrática Interamericana, el instrumento regional de defensa de la institucionalidad.

Además, recordó que Nicaragua incumplió la resolución de la última Asamblea General de la OEA, en octubre pasado, por la cual se fijó mayo de este año como plazo para la implementación de reformas electorales que garanticen elecciones libres y transparentes en el país centroamericano.

Por esto, Almagro solicitó al Consejo Permanente, que reúne a los 34 miembros activos de la OEA, realizar una reunión de urgencia para “considerarse la activación de los mecanismos necesarios para la aplicación a Nicaragua del artículo 21 de la Carta Democrática Interamericana”.

Diplomacia infructuosa

El Artículo 21 establece que un país puede ser suspendido de la OEA si dos tercios de los estados miembros deciden que se ha producido la “ruptura del orden democrático” y “las gestiones diplomáticas han sido infructuosas”.

La suspensión, que debe ser votada en una Asamblea General, órgano máximo de la OEA, entraría en vigor de inmediato. Pero la Carta establece que el país suspendido debe seguir cumpliendo sus obligaciones “en particular en materia de derechos humanos”, y que la OEA seguirá realizando gestiones diplomáticas para restaurar la democracia.

La Policía nicaragüense arrestó en una semana a cuatro aspirantes opositores a la Presidencia, al extitular de la principal patronal, el COSEP, a dos activistas opositores y a dos extrabajadores de una ONG, mediante redadas que la poeta y activista Gioconda Belli comparó con la llamada “Noche de los cuchillos largos” u “Operación Colibrí, como se conoció a los asesinatos de opositores ordenados por el régimen nazi de Adolfo Hilter entre el 30 de junio y el 1 de julio de 1934.

La OEA pide a Bolivia liberar a todos los detenidos por motivos políticos

La Organización de Estados Americanos (OEA) pidió este 15 de marzo la liberación de los presos en Bolivia “hasta contar con juicios imparciales” y propone comisión internacional para investigar casos, desde Morales.

La Secretaría General de la OEA señaló que ha tomado “debida nota” de las preocupaciones expresadas por diversas instancias internacionales y manifestó su inquietud “ante el abuso de mecanismos judiciales que nuevamente se han transformado en instrumentos represivos del partido de Gobierno”.

El organismo, con sede en Washington, se pronunció después de que una jueza decidiera enviar a prisión por cuatro meses, como medida preventiva, a la expresidenta interina de Bolivia Jeanine Áñez y a los exministros transitorios de Justicia Álvaro Coímbra y de Energía Rodrigo Guzmán. Áñez fue trasladada este lunes al Centro de Orientación Femenina de Obrajes, donde debe cumplir detención preventiva, mientras se lleva a cabo la investigación por el caso “golpe de Estado”.

Según la OEA, “en los últimos meses se ha constatado la cancelación o sobreseimiento de diferentes juicios contra partidarios del MAS (Movimiento al Socialismo), así como amenazas de persecución judicial a políticos opositores al Gobierno”.

¿Cancelación de juicios a unos, apertura a otros?

“Lamentablemente -continuó-, esas amenazas se han concretado en muchos casos”. La OEA subrayó que “el sistema judicial boliviano no está en condiciones de brindar las mínimas garantías de juicio justo, de imparcialidad y de debido proceso, por problemas de estructura y, en particular, de su integración”.

En ese sentido, indicó que la Carta Democrática Interamericana, “en su artículo 3, define como elemento esencial de la democracia representativa la separación e independencia de los poderes públicos”.

OEA propone “comisión internacional” para investigar casos desde Morales hasta hoy

Entre las posibles opciones para solucionar la situación, la OEA exigió formar una “comisión internacional para la investigación de casos de corrupción desde el último período de Gobierno del expresidente Evo Morales hasta la actualidad”, incluyendo la Administración de transición de Áñez.

Dicha instancia podría crearse amparada por el sistema de las Naciones Unidas o de la propia OEA, indicó la Secretaría General.

También propuso remitir las denuncias sobre eventuales crímenes de lesa humanidad a la Corte Penal Internacional (CPI) para que el enjuiciamiento sea “imparcial y atienda a variables objetivas de responsabilidad”; y que se reforme el sistema judicial de Bolivia a través de un diálogo de todos los actores políticos, académicos y sociales, y de la cooperación internacional. “La reforma de la Justicia es imprescindible para transformarla legítimamente en un poder del Estado independiente”, agregó la OEA.

Asimismo, solicitó tener en cuenta “la existencia de variables de persecución política” en ese país, como las denunciadas por el Instituto CASLA, con sede en Praga y cuya directora ejecutiva es la abogada venezolana Tamara Sujú.

El domingo tras una audiencia de más de nueve horas una juez determinó la detención preventiva por el caso “golpe de Estado” para Áñez y sus exministros, al ver riesgo de fuga. Sobre ellos pesan acusaciones por “terrorismo, sedición y conspiración” por la crisis política y social que atravesó Bolivia en 2019 y que derivó en la salida del poder de Morales.

OEA: “elecciones de Maduro consolida la dictadura de Venezuela”

El proyecto de resolución obtuvo 21 votos a favor, tres más de los necesarios para ser aprobado. Bolivia y México votaron en contra y hubo cinco abstenciones y 6 países ausentes.

Boicoteadas por la oposición y muy criticadas por Estados Unidos, la Unión Europea y varios países de América Latina, las elecciones las ganaron la alianza de partidos que apoyan a Maduro, cuyo gobierno no es reconocido por más de 50 países, entre ellos Estados Unidos.  La oposición -que hasta ahora contaba con mayoría en la Asamblea Nacional- llamó a la abstención y sólo hubo una participación de 30% del electorado.

Régimen de Maduro “socava el sistema democrático”

La resolución condena la estrategia “consistente y deliberada” de Maduro de “socavar el sistema democrático y la separación de poderes, incluso a través de la instalación de una entidad no democráticamente electa resultante de las elecciones fraudulentas”.

 Los países señalaron que esta estrategia “consolida a Venezuela como una dictadura”. Las elecciones no fueron “libres ni justas de conformidad con las condiciones establecidas en el derecho internacional”, en un contexto donde no han sido liberados los presos políticos y hay una “falta de independencia de la autoridad electoral”, se afirma en la resolución.

En respuesta a estas elecciones, Juan Guaidó, el jefe del Parlamento que estará en funciones hasta enero de 2021, impulsa un plebiscito online en rechazo de los comicios del domingo. Guaidó es reconocido como presidente encargado por medio centenar de países, entre ellos Estados Unidos, que consideran que Maduro fue reelegido para un segundo mandato de forma irregular.

El gobierno de Maduro se retiró en abril de 2019 de la OEA y el asiento del país en la organización lo ocupa Gustavo Tarre, nombrado por la mayoría opositora de la Asamblea Nacional.