Uncle Ben’s sigue el ejemplo de Aunt Jemima y anuncia cambio en la “identidad de marca” para evitar estereotipos raciales

0

Una segunda marca icónica planea cambiar su imagen a raíz de los llamados a la igualdad racial.

Justo un par de horas después que Quaker Oats anunció que retiraría a Aunt Jemima de los envases de su marca de jarabes y harinas porque está basada en un estereotipo racial, la compañía dueña de Uncle Ben’s, anunció que también realizará cambios en su imagen.

“Como marca global, sabemos que tenemos la responsabilidad de tomar una posición para ayudar a poner fin a los prejuicios raciales y a las injusticias”, escribió en en un comunicado Caroline Sherman, vocera de MARS, que es la compañía propietaria de la marca de arroz.

“Al escuchar las voces de los consumidores, especialmente de la comunidad negra y las voces de nuestros asociados en todo el mundo, reconocemos que ahora es el momento adecuado para evolucionar la marca Uncle Ben’s, incluyendo su identidad visual.”

La compañía informó que aún no conoce cuáles serán los cambios exactos y el momento oportuno, “pero estamos evaluando todas las posibilidades”.

“El racismo no tiene lugar en la sociedad. Nos solidarizamos con la comunidad afroamericana, nuestros asociados y nuestros socios en la lucha por la justicia social”, menciona la declaración de la compañía.

Las medidas son un reconocimiento de los orígenes de las marcas en los estereotipos racistas, una consideración que se puso en primer plano durante el examen nacional de la raza tras la muerte de George Floyd bajo custodia policial.

Según el sitio web el nombre de Uncle Ben’s se usó por primera vez en 1946 haciendo referencia a un granjero afroamericano conocido como el ‘Tío Ben’ que sobresalía en el cultivo de arroz. El hombre que aparece en el logotipo es un “amado chef y camarero de Chicago llamado Frank Brown”.

Sin embargo, las imágenes evocan a un sirviente y utilizan un las palabras ‘tío’ o ‘tía’ que los pobladores del sur de Estados Unidos utilizaron para hacer referencia a los adultos mayores afroamericanos debido a que se les negaba el título de ‘señor’ o ‘señora’ según un artículo del diario The New York Times.

Choose your Reaction!